Post Malone, Billie Eilish y Bad Bunny, los grandes vencedores de los premios Billboard

El cantante Post Malone con los premios Billboard 2020.
El cantante Post Malone con los premios Billboard 2020.
GTRES

Post Malone se alzó con nueve galardones arrasando en los Billboard Music Awards ayer en la primera gran gala de premios celebrada en un escenario físico desde el comienzo de la pandemia. Entre los premiados también destacaron Billie Eilish y Bad Bunny.

El Dolby Theatre de Los Ángeles, acostumbrado a ser la sede anual de los Oscar, se acondicionó para organizar una gala en directo, con actuaciones e invitados, pero prescindiendo del público. Todo ello, en un intento por adaptar los grandes eventos del mundo del entretenimiento a la nueva situación que vive el planeta.

Tras unos premios Emmy ubicados en las casas de los ganadores, la ceremonia de los Billboard Music Awards reunió en el mismo escenario a numerosos artistas, desde Alicia Keys a John Legend, para celebrar los galardones entregados por la institución que, a diferencia de los Grammy, votados por expertos de la industria, mide el rendimiento comercial de la música en Estados Unidos y reconoce con los premios Billboard a los superventas del año.

Post Malone, el gran olvidado de los Grammy, arrasa en los Billboard

Post Malone conquistó los premios Billboard al conseguir el galardón más codiciado de la noche, el de mejor artista, al que se sumaron otras ocho estatuillas. Todo ello pese a ser ignorado en los Grammy.

"Sinceramente, estoy impresionado por el amor que todos me muestran", comentaba el cantante cuando la presentadora, Kelly Clarkson, apareció con un carrito en el que llevaba todos los premios obtenidos por el artista esa noche.

Malone se puso a la cabeza superando a Billie Eilish, la joven que, con tan solo 18 años, hizo historia a principio del año al ganar en las cuatro categorías principales de los Grammy. "Por favor, voten y lleven mascarilla. Cuídense", pedía Eilish sobre el escenario, con la mascarilla puesta, tras obtener el premio a la mejor artista femenina, al artista nuevo y al álbum más exitoso por When we all fall asleep, where do we go?.

La cantante de Bad guy se consolida, así, como una voz capaz de unir el éxito comercial con las alabanzas de la crítica.

Los votos de los seguidores se los llevaron los surcoreanos BTS, mientras que Lizzo se coronó como la autora con mejores ventas. Lil Nas X y Billy Ray Cyrus firmaron la canción más reproducida de la temporada.

En el terreno del country, el músico Garth Brooks recibió un premio honorífico a su carrera.

Bad Bunny, el triunfador entre los latinos

En el panorama latino, Bad Bunny se colocó por delante de artistas como Anuel AA, J Balvin, Ozuna y Romeo Santos. Sobre el escenario, el puertorriqueño decía: "Basta ya de violencia machista, vamos a educar ahora en el presente para un futuro mejor".

Tras interpretar su tema Yo perreo sola junto a Ivy Queen y Nesi, el cantante añadió: "Yo no soy un artista de mensaje social, esta canción no es de mensaje social, pero aprendamos que se puede perrear, ser educado y respetuoso a la misma vez. Si ella no quiere bailar contigo, respeta. Ella perrea sola".

Fuera de la ceremonia, la organización proclamó a J. Balvin y Bad Bunny como ganadores del mejor disco latino por Oasis. Maluma, Farruko, Romeo Santos y Sech eran los otros nominados en esta categoría.

El momento más duro de la noche lo protagonizó John Legend que dedicó su actuación a su mujer, Chrissy Teigen, apenas dos semanas después de que la pareja perdiera al hijo que esperaba en un aborto.

"Esto es para Chrissy. Tenemos algo bueno, cariño. Siempre que la vida sea dura. Nunca perderemos nuestro camino. Porque ambos sabemos quiénes somos", dijo antes de interpretar la balada Never break sentado al piano.

Un experimento frío y repleto de peticiones al voto

La ceremonia se convirtió en un gran experimento. Una gala celebrada en un enorme escenario, pero sin público, demostró lo frías que son las retransmisiones sin audiencia en televisión. A pesar de los aplausos pregrabados y de la euforia de los participantes hubo varios momentos de silencio.

Solo las peticiones al voto, cuando faltan 20 días para las elecciones de Estados Unidos, elevaron la intensidad de la gala. Especialmente insistente fue Lizzo, con un vestido que llevaba la palabra VOTE impresa varias veces: "Usa tu voz, tu voto y no rechaces tu poder", insistió la cantante.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento