Cuatro tareas imprescindibles antes de encender la calefacción de casa

Calefacción
Revisar la instalación antes de que comience la temporada de frío.
Agremia

La época estival está a punto de finalizar y las temperaturas ya están registrando descensos esta semana en algunas zonas del país. Por ello, es el momento ideal para hacer una revisión de la caldera y para que los profesionales de las instalaciones de calefacción revisen los circuitos en el hogar. 

En este sentido, la Asociación de Empresas del Sector de las Instalaciones y la Energía (Agremia) ha elaborado una guía con las pautas principales para preparar nuestra instalación y anticiparnos a la temporada de calefacción

1. Limpieza y revisión

El primer paso, y puede que el más importante, es la revisión y la limpieza de las calderas, "sea cual sea el combustible que utilicen". Así, una de las recomendaciones que ofrecen los expertos es realizar un análisis de combustión para "que garantice que la misma es correcta y que la evacuación de los gases se realiza correctamente al exterior", apuntan. 

Esta revisión integral contribuirá a garantizar la seguridad de la instalación de calefacción y a "optimizar el consumo energético" al reducir el gasto asociado a su uso en los meses de invierno.

2. Revisión previa al encendido del circuito

Con el objetivo de evitar futuras incidencias en el circuito de calefacción "es conveniente comunicar a la empresa mantenedora los posibles inconvenientes" que hayamos notado durante el invierno pasado o en el mismo verano. 

Es altamente recomendable, aunque no obligatorio, que la empresa realice "una revisión del circuito previa al encendido" para observar que las válvulas o las llaves de los radiadores funcionan correctamente. En este sentido, podrían detectarse fugas o cualquier otro fallo en el funcionamiento del sistema.

3. Sustitución de calderas

Los profesionales del sector aconsejan buscar las distintas subvenciones que ofrecen en la comunidad autónoma o en el ayuntamiento de la localidad "para la sustitución de calderas no eficientes". 

Por ejemplo, tal y como aseguran, en la Comunidad de Madrid está vigente el Plan Renove de Calderas que "incentiva reformas de instalaciones térmicas comunitarias que sustituyan el combustible utilizado por gas natural".

4. Instalación de contadores de energía

Para las instalaciones comunes se recomienda solicitar a la comunidad de propietarios la instalación de repartidores de costes de calefacción o contadores de energía. En este sentido, desde Agremia recuerdan que en el mes de agostó entro en vigor "la regulación de la contabilización de consumos individuales en comunidades con calefacción central". 

Esta normativa, explican, obliga a instalar contadores de energía individuales o repartidores de coste en los radiadores de cada habitación, "siempre que sea técnicamente viable y económicamente rentable". Así, podrás conocer cuál es tu consumo y cómo optimizarlo para ahorrar energía y dinero. Por último, los expertos aconsejan a los usuarios la instalación de válvulas termostáticas en los radiadores "para regular la temperatura de cada estancia".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento