Condenan a un hombre y una mujer a cuatro meses de prisión por amordazar y asfixiar a un perro

  • No entrarán en prisión ya que el Juzgado otorga la suspensión de la pena, condicionada a que no cometan otro delito. 
  • La pareja amarró al perro por las cuatro patas, le pusieron una brisa al cuello y le cerraron el hocico con cinta aislante. 
El perro falleció de asfixia tras media hora amordazado
El perro falleció por asfixia tras media hora amordazado
20minutos
El perro falleció por asfixia tras media hora amordazado. FACEBOOK

Una hombre de 39 años y una mujer de 41 han sido condenados el pasado 3 de agosto a cuatro meses de prisión por amordazar a un perro y asfixiarle hasta la muerte. 

El perro era conocido en la zona ya que desde hacía cuatro años vagabundeaba por el municipio de Teguise en Lanzarote. La protectora Bienestar Animal durante mucho tiempo intentó capturarlo para curar las heridas del animal pero era muy escurridizo y no lo consiguieron. 

El pasado 18 de julio Timple, como apodaron al perro, se coló en la casa de esta pareja. Entre ambos le ataron las cuatro patas, el cuello y le pusieron cinta adhesiva en el hocico. Según cita la sentencia ambos acusados, “puestos de acuerdo y con idéntico ánimo de atentar contra la integridad física de un perro callejero” acabaron la vida del animal ya que murió de asfixia ante la imposibilidad de respirar.

Cuando Timple se coló en el domicilio, después de retenerlo, llamaron a la protectora Bienestar Animal y uno de sus agentes, aun estando de día libre se personó en la casa, pero el animal ya había fallecido. En el juicio rápido, celebrado el 2 de agosto, el agente que testificó alegó que "la mujer no presentaba símbolos de sentirse arrepentida por lo que había sucedido" y llegó a decir que "les había quitado un problema de encima porque la perrera estaba hasta arriba y ese perro siempre estaba molestando". 

Al animal se le realizó la necropsia y un informe veterinario. El video que ahora circula por redes sociales fue grabado por la propia mujer que se lo envió al concejal de Bienestar Animal de Teguise en el que se ve al perro con mucha dificultad para respirar. 

Ninguno de los condenados entrará en prisión ya que el Juzgado otorga la suspensión de la pena, condicionada a que no cometan otro delito durante ese periodo y a que se sometan a un tratamiento de rehabilitación. Además han sido condenados a inhabilitación especial de 16 meses para ejercer profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la propia tenencia de los mismos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento