La Junta destaca el efecto de la venta de la finca Los Barruelos en el empleo y en el desarrollo de Chiclana

La delegada de Agricultura, Pesca, Ganadería y Desarrollo Sostenible, Soledad Aranda, ha destacado el compromiso con el empleo, la generación de riqueza y la fijación de la población al territorio que supone la venta al Ayuntamiento de Chiclana de Segura (Jaén) de la finca Los Barruelos, que era propiedad de la Junta de Andalucía.
Jornada de puertas abiertas en la finca de Los Barruelos
Jornada de puertas abiertas en la finca de Los Barruelos
JUNTA DE ANDALUCÍA

Aranda, que ha visitado el terreno en unas jornadas de puertas abiertas organizadas desde el Ayuntamiento, ha resaltado que no solo proporciona a Chiclana de Segura una gran riqueza desde el punto de vista patrimonial, sino que se trata de una inversión en empleo para el millar de habitantes que reside en este municipio jiennense. La delegada ha indicado que se trata de un recurso "para frenar la despoblación, para generar oportunidad laborales, dar empleo y riqueza".

Y es que el municipio de Chiclana de Segura ha perdido casi 400 habitantes en los últimos 20 años, de ahí que iniciativas como la adoptada con la venta de la finca suponga un aliciente para fijar la población al territorio.

"No hay mejor manera de apostar por el progreso que con trabajo coordinado entre administraciones y de una forma leal, que es como lo hace la Junta de Andalucía", ha dicho Aranda al subrayar la colaboración con el Ayuntamiento de Chiclana de Segura.

Asimismo, la delegada ha incidido en que se aporta "un gran recurso al Ayuntamiento para que sus jóvenes tengan oportunidades laborales para que no abandonen su pueblo" ya que el traspaso de la propiedad se ha llevado a cabo "de la mejor manera para que el municipio pudiera asumirla y también se le han cedido los derechos de la PAC".

Por otro lado, Soledad Aranda, en el acto de puertas abiertas de la finca Los Barruelos, ha vuelto a pedir al Gobierno de España que no se conforme con la negociación de la PAC que se ha cerrado en estos días. "No podemos aceptar un recorte del diez por ciento para el campo, ya que para Andalucía supondrá un recorte de 1.600 millones de euros, se notará en Jaén y no lo podemos permitir".

En este punto, ha pedido al ministro de Agricultura, Luis Planas, que sea "beligerante, que mantenga una actitud firme, que mire a los ojos a los agricultores y que ponga en marcha, al igual que lo hace la Junta de Andalucía, políticas que sirvan para generar empleo, riqueza y desarrollo en el entorno rural porque es la única manera de que los jóvenes se queden en sus municipios y no tengan que salir de forma obligada a buscar trabajo a otro lugar".

El pasado 3 de junio, la Consejería de Agricultura, Pesca, Ganadería y Desarrollo Sostenible vendió por unos 2,2 millones de euros la finca Los Barruelos al Ayuntamiento de Chiclana de Segura a cambio de que sus 126 hectáreas de olivares, frutales, pastos y pistachos se conviertan en una fuente de empleo, jornales, riqueza, desarrollo, innovación y futuro para los vecinos de este municipio.

La tasación de esta parcela, en su mayoría de regadío y con cortijo y naves, fue de 3.274.463,06 euros, aunque la Consejería de Agricultura, Pesca, Ganadería y Desarrollo Sostenible por interés social aplicó una rebaja del 30 por ciento, lo que supondrá para el Ayuntamiento abonar 2.292.124,1 euros.

Asimismo, por esta misma utilidad social, la Junta de Andalucía permitirá que el dinero se le pague en un periodo de 25 años, por lo que el gobierno municipal de Chiclana de Segura abonará una cuota de 139.072,42 euros cada año.

La superficie total de la finca es de 126,7032 hectáreas. De ellas, hay 52.502 de olivar de regadío; labor riego, 61,2182 hectáreas; de frutal de cáscara, 5.0100; pastizal, 0,9012; pasto arbustivo, 8,0111, y poco más de una hectárea improductiva. Contiene un cortijo de 79 años de antigüedad, de 56 metros cuadrados de superficie, en mal estado, así como una nave de 680 metros cuadrados.

La memoria justificativa que acredita la venta de la finca señala que la población demandante de empleo en el municipio es eminentemente agrícola en su mayor parte, razón por la cual la finca Barruelos estará dedicada a la explotación agrícola y destinada a ser trabajada por la población chiclanera, convirtiéndose ésta en una fuente de trabajo que paliará el desempleo de este municipio.

La finca será gestionada directamente por el Ayuntamiento al objeto de garantizar la equidad y la justa distribución de los jornales agrícolas garantizando la equiparación laboral y salarial entre géneros. De aquí que entre los compromisos figuran el de elaborar listas de trabajo para garantizar la rotación de todos los demandantes de empleo agrícolas, distribuyendo las labores agrícolas según las actividades de la finca en atención a la formación de los obreros.

La finca pertenece a la zona regable del Guadalmena, además de Por Chiclana de Segura, también contempla la explotación por parte de los vecinos de las aldeas de Los Mochuelos, Camporredondo, La Porrosa y El Campillo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento