La foca Humphrey irrumpe en una prueba del circuito mundial de surf en Zarautz

La foca Humphrey junto a sus cuidadores.
La foca Humphrey junto a sus cuidadores.

La foca Humphrey está desorientada. Este jueves irrumpió en el campeonato de surf que se celebra estos días en la playa de Zarautz (Guipúzcoa). Los que la vieron descubrieron pronto quién era: un cachorro que fue liberado el pasado día 5 , después de que hace siete meses apareciera varado en Casablanca (Marruecos), a miles de kilómetros de su hábitat natural: el norte de Europa.

El curioso mamífero marino se convirtió en la atracción de espectadores y deportistas. Llegó justo cuando una fuerte tormenta obligó a suspender temporalmente las mangas de surf. "Humphrey" había sido trasladada desde Marruecos al zoológico Loro Parque de Tenerife, donde fue sometida a una cuarentena previa.

Durante su estancia en la isla canaria, la foca se recobró de una herida infectada que tenía en el cuello y recuperó la capa de grasa necesaria para vivir en libertad. Cuando fue hallada, el pasado febrero, pesaba únicamente trece kilos. Tras un tratamiento a base de antibióticos para curarle la herida, la cría comenzó a alimentarse de pescado por sí misma.

En mayo alcanzó los treinta kilos de peso y ahora ha llegado a los sesenta y cinco. Recuperadas las condiciones físicas indispensables para sobrevivir en libertad, "Humphrey" fue trasladada el pasado día 3 desde Tenerife hasta Bilbao, adonde llegó con un ligero estrés ocasionado por el viaje en avión.

Desde entonces permaneció en el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Gorliz (Vizcaya), donde se aclimató para su puesta en libertad el pasado viernes , cuando zarpó desde el puerto vizcaíno de Santurtzi a bordo de un barco que la liberó en alta mar.

Antes de su retorno a la vida salvaje, los técnicos adosaron a la foca un localizador vía satélite para conocer los movimientos del animal y estudiar su comportamiento. Este jueves al mediodía, la curiosidad de "Humphrey" le ha llevado a interesarse por la celebración de la citada prueba de surf, irrumpiendo en el espacio acotado de la playa, donde pasó toda la jornada entrando y saliendo del agua como si de un participante más se tratara.

Sus cuidadores esperaban que por instinto, Humphrey viajara al norte a encontrarse con los suyos. Pero parece ser que la llegada de una borrasca procedente de Groenlandia ha hecho que encuentre aquí las condiciones que necesita. Así no tiene que viajar tan lejos. En tres días la temperatura en el litoral vasco ha bajado 16 grados.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE BILBAO

Mostrar comentarios

Códigos Descuento