La CUP votará no a Sánchez porque el pacto con ERC no “cuestiona” la Constitución y la Monarquía

  • Considera que el acuerdo entre el PSOE y ERC para crear una Mesa entre gobiernos "tiene poco recorrido".
  • Recuerda los heridos por las protestas contra la sentencia de procés y Sánchez le pide que condene la violencia.
EFE
La portavoz de la CUP, Mireia Vehí, durante una de sus intervenciones en la segunda jornada del debate de su investidura como presidente del Gobierno.
EFE

La CUP se ha estrenado este domingo en el Congreso confirmando el voto en contra de sus dos diputados a la investidura de Pedro Sánchez, debido a que la coalición acordada con Unidas Podemos no cuestiona los “aparatos del Estado”, como la Constitución y la Monarquía para resolver el conflicto en Cataluña ni reconoce el derecho de autodeterminación. En el plano económico, la formación independentista ha apuntado que el acuerdo de Gobierno no podrá cumplirse si, como contempla, mantiene el compromiso con la estabilidad presupuestaria que marca la UE.

La posibilidad de resolver democráticamente el conflicto no son posibles sin cuestionar los aparatos del Estado, la Monarquía corrupta (…), la Constitución como marco jurídico y unos tribunales que mantienen la herencia de tiempos pasados de la extrema derecha”, ha dicho la diputada Mireia Vehí, que, como había hecho antes, entre una gran bronca, la diputada de EH Bildu Metxe Aizpurúa, también ha dicho que el discurso de Felipe VI el 3 de octubre de 2017 fue “autoritario”.

Dentro de esta excepcionalidad, Vehí ha destacado especialmente la situación en Catalulña. Aunque ha valorado la apuesta de Sánchez y Pablo Iglesias por el diálogo, les ha reprochado que no haya nada en su acuerdo “para parar la violencia contra el movimiento independentista”. “Esta propuesta [de Gobierno] no hace referencia alguna al régimen del 78 como anomalía histórica ni de poner una referencia al derecho de autodeterminación como manera concreta de resolver el conflicto”.

Encantados de equivocarse

La portavoz de la CUP no se ha adherido al acuerdo entre el PSOE y ERC, que ha considerado que “tiene poco recorrido porque sin cuestionar el régimen del 78 no va a poder se viable”. No obstatne, ha señalado que “estaremos encantadas de equivocarnos y si se ratificara el acuerdo con el pueblo catalán reconoceremos que la mesa [de diálogo] ha dado resultado, pero de momento mantenemos la desconfianza que ya manifestó ayer ERC”.

Vehí ha reiterado que la sesión de investidura que este domingo celebrará su primera votación se produce en una situación de “excepcionalidad política”, entre otros motivos, por cuestiones laborales, por la violencia contra las mujeres o porque “en el Congreso se permiten discursos de odio contra los derechos de las mujeres que la ultraderecha se dedica a torpedear”.

"En esto podemos estar de acuerdo", le ha respondido en su turno de palabra Sánchez. que por el contrario ha echado en cara a la CUP que adopte "la actitud más cómoda, porque son antisistema" en lugar de asumir las "contradicciones" que, en su opinión, uno afronta "para cambiar el sistema". Por ejemplo, se ha referido a la protesta de los independentistas por que el control de precios del alquiler quede en manos de ayuntamientos y comunidades, cuando la alternativa sería una ley estatal.

Más en desacuerdo aún se ha mostrado Sanchez sobre Cataluña, porque tras escuchar a Vehí enumerar el número de heridos y detenidos por las protestas contra la sentencia del procés, ha exigido a la portavoz de la CUP "no justificar la violencia, desmarcarse de la violencia". "Me gustaría escuchar de su voz la condena a cualquier tipo de violencia·, ha dicho Sánchez

Vehí ha dejado claro que esa excepcionalidad se produce por la situación en Cataluña. A este respecto, ha preguntado a Sánchez si su compromiso de retirar medallas a policías franquistas se extenderá también a “los mandos que apalizan a nuestro pueblo. Asimismo, ha señalado que si el Gobierno fija el 8 de octubre como día de recuerdo de los exiliados, la CUP “lo vivimos y luchamos por el retorno de los exiliados de hoy y de ayer”.

Por lo que respecta al programa de gobierno de la coalición entre el PSOE y Unidas Podemos, la portavoz independentista ha criticado que se queda corto en materia de vivienda, pensiones o reforma laboral frente a los postulados de la CUP y también ha puesto en duda que pueda haber tanto gasto si el Gobierno va continuar comprometido con reducir el déficit. “Lo que más nos preocupa es que o bien ustedes son unos ingenuos o engañan a la ciudadanía, el programa político de izquierda que nos plantean con la estabilidad presupuestaria de la UE, la recaudación que plantean no les da para tanto gasto si respeta el techo de déficit”, ha dicho.

Desea aciertos a Sánchez

La CUP se presentó por primera vez a unas elecciones generales el 10-N con el propósito de llegar al Congreso para hacer “ingobernable” España. Este domingo, sus dos diputados han confirmado que votarán que “no” pero el tono no ha sido tan radical y la portavoz independentista ha terminado deseando “aciertos” a Sánchez en su nuevo Gobierno.

“Queremos desearle que acierte y sepa ser coherente con la trayectoria de su partido” ha dicho Vehí, que se ha referido en concreto al reconocimiento de la “autodeterminación de lo pueblos ibéricos” por el que apostó el PSOE en su congreso de Suresnes, en 1974.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento