Vox llena con una gran bandera de España la Plaza de Colón de Madrid

  • La formación de Abascal ha celebrado una concentración por la unidad de España en la plaza madrileña.
Imagen de la gran bandera de España que ha llevado Vox a la Plaza de Colón.
Imagen de la gran bandera de España que ha llevado Vox a la Plaza de Colón.
Daniel del Sol

Una gran bandera de España ha llegado este sábado, portada por cientos de voluntarios, a la Plaza de Colón de Madrid con motivo de la concentración por la unidad de España que Vox ha celebrado en la capital.

Miles de personas —más de 20.000, según los organizadores— han acudido a la movilización luciendo múltiples banderas de España, como es habitual en los actos de Vox. Pero en esta ocasión la protagonista ha sido una gran enseña nacional que, según el partido, es la más grande del mundo: 1.000 metros cuadrados -50 de largo por 20 de ancho, el tamaño de una piscina olímpica- y con algo más de 130 kilos de peso.

La bandera, que ha bajado por la calle Génova, donde tiene su sede el Partido Popular, llegó en volandas por encima de toda la gente que ha abarrotado la plaza madrileña entre gritos de '¡Viva España!'.

Fue el comienzo del acto celebrado en Madrid donde han participado la 'número uno' de Vox en la Comunidad, Rocío Monasterio; el portavoz del Grupo municipal en la capital, Javier Ortega Smith; y el líder nacional, Santiago Abascal.

Además, los asistentes han llamado traidores al resto de partidos y han pedido prisión para Torra y Puigdemont al grito de "Puigdemont a prisión y Torra a la mazmorra".

Abascal pide la dispersión de los presos independentistas

En su intervención, el líder nacional de Vox, Santiago Abascal, ha pedido la dispersión de los políticos independentistas presos por distintas prisiones de España y remarcó que, "frente a la impunidad, solo cabe el cumplimiento íntegro de penas".

Asimismo, Abascal ha apoyado en su discurso a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y ha recalcado que "frente al separatismo golpista, solo Vox van de frente. Los demás se andan con paños calientes", ha indicado Abascal en referencia a PP y Ciudadanos.

En este sentido, ha denunciado que España vive "un golpe de Estado permanente", que "ha ido echando raíces desde hace décadas". "Empezó con un Pujol inmune, continuó con Mas, luego Puigdemont, ahora Torra", apuntó. Y ahora, continuó, "pretenden que nos acostumbremos a su impunidad".

Por ello, Abascal ha comentado ante sus seguidores que "nunca os diremos que no gritéis", porque "entendemos que estéis cansados ante la impunidad a la que nos han llevado los viejos partidos".

El líder de Vox ha considerado "penas de risa" las contempladas en la sentencia del Tribunal Supremo a los políticos catalanes por el 1-O. "Pronto irán al tercer grado con la impunidad de los viejos partidos y la colaboración y complicidad de los nuevos", ha señalado.

También ha mandado reproches al PP, a quien ha acusado de esconderse "detrás de los jueces". "Hoy padecemos las consecuencias del 'marianismo' como forma de hacer política en la dejación de sus funciones", ha apostillado Abascal, que ha censurado "la inutilidad del PP, el oportunismo de Ciudadanos y las traiciones del PSOE". 

Exhumación de Franco

Posteriormente, Abascal se ha referido a la exhumación del dictador Francisco Franco, una "emergencia" para el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, a quien ha calificado del "carroñero de La Moncloa y el desenterrador de los viejos odios de la patria".

En este acto también ha tomado la palabra la portavoz regional Rocío Monasterio, quien ha afirmado que la "nación sigue en riesgo por un golpe de estado en activo" y ha calificado al PSOE como el "principal problema de España".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento