Segolene Royal
La ex candidata socialista a la Presidencia, Segolene Royal, deposita su papeleta en Melle (EFE) EFE

Como si de un 'Watergate' a la francesa se tratase la ex candidata socialista a la presidencia francesa, Ségolène Royal acusó al partido del presidente Nicolas Sarkozy, el UMP, de haber entrado y registrado su apartamento después de que ella hubiera criticado al mandatario galo, según publica el diario El Mundo.

Ella hará cualquier cosa ante la opinión pública

Los ladrones entraron al apartamento de Royal el pasado 27 de junio. Lo registraron todo pero no se llevaron nada. Sólo rompieron la denuncia que guardaba sobre el robo que sufrió ese mismo domicilio un año antes.

"Me doy cuenta de que la semana pasada, cuando dije que necesitábamos poner fin al dominio de Sarkozy en Francia, mi hogar fue saqueado", aseguró Ségolène a un canal de televisión. "Veo un vínculo entre ambos hechos (...) Es una curiosa coincidencia y es la segunda vez que ocurre. La primera vez fue durante la campaña electoral por la presidencia", añadió.

Las reacciones no se han hecho esperar. El primer ministro, François Fillon, ha declarado que la política socialista ha "perdido el control de sí misma" al sugerir que Sarkozy o su equipo estuvieran involucrados en dicho incidente. "El hecho de dirigir esa insinuación contra nosotros sin prueba alguna es vergonzoso", afirmó Fillon.

"Se ha vuelto loca"

Sarkozy, se encontraba en la cumbre del G-8 en Japón, de modo que aún no ha reaccionado públicamente. Sin embargo, los miembros de su partido ya han tomado cartas en el asunto. El portavoz de UMP, Frederic Lefebvre no dudó en afirmar: "se ha vuelto loca".

"Ella hará cualquier cosa ante la opinión pública. Ahora ha llegado a un nivel de estupidez que es realmente patético", dijo Bernard Accoyer, miembro del UMP y presidente de la Asamblea Nacional.