El PSOE ganaría las elecciones generales rozando la mayoría absoluta, con el 41,3% de voto directo, según el barómetro del CIS del mes de julio, publicado este martes. Es el primer sondeo que se publica con posterioridad a la sesión de investidura fallida de Sánchez, tras frustrarse cualquier acuerdo sobre un gobierno de coalición con Unidas Podemos, pero las entrevistas a los encuestados se realizaron con anterioridad al debate.

Entre las novedades, el PP se coloca como segunda fuerza política más apoyada, posición que en junio perdió por un 'sorpaso' de Ciudadanos. Pablo Casado obtendría un 13,7% del voto frente a Ribera, que se deja tres puntos hasta obtener el 12,3%. Unidas Podemos también adelanta a Ciudadanos, con un 13,1%, y se colocaría como tercera fuerza política, tras el PSOE y el PP. Por su parte, Vox mantendría la quinta posición con un 4,6% de los sufragios.

Respecto al mes de junio, el PSOE sube del 39,5% al 41,3%. El PP se mantiene, con un 13,7%. Ciudadanos cae del 15,8 al 12,3% de voto directo. Unidas Podemos sube a 13,1. Mientras, Vox cae ligeramente del 5,1 al 4,6%. ERC, por su parte, sube del 3,9% al 4,5%. En cuanto a la abstención, en el CIS de julio sube al 10% respecto al 9,7% de junio. Y el voto en blanco subiría del 1,8% al 2,5%.

Por otra parte, la preocupación de los ciudadanos por la política, los partidos y los políticos en general no deja de aumentar, y ya es citado como uno de los tres principales problemas del país por un 38% de los españoles, casi seis puntos porcentuales más que en el mes de junio.

Según el CIS, cuyas entrevistas se hicieron entre el 1 y el 11 de julio, el paro sigue siendo la mayor preocupación de los ciudadanos. Lo es para el 61,8% de los españoles. Le siguen los políticos (38%) y bastante más lejos los problemas de índole económica (25,7%) y la corrupción y el fraude (25,1%).

La independencia de Cataluña baja al décimo puesto de mayores preocupaciones hasta llegar a un 8,3%, frente al 9,9% que tenía el mes pasado.

El sondeo correspondiente al mes de julio también recaba la opinión de los españoles sobre los principales líderes políticos que ha empeorado. Ninguno de ellos alcanza el aprobado. Pedro Sánchez es el mejor situado con un (4,6) sobre 10. Le sigue Alberto Garzón (3,6), con Albert Rivera (3,4), Pablo Iglesias (3,3), Pablo Casado (3,1) y, por último, Santiago Abascal (2,2).

Bajan todos los líderes pero especialmente el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, que pierde cuatro décimas al pasar de obtener un 3,8 en junio al 3,4 actual.