El hijo de Eduardo Gómez: "Luchó contra el cáncer como un gladiador"

Eduardo Gómez y su hijo, Héctor Gómez, en una imagen de archivo.
Eduardo Gómez y su hijo, Héctor Gómez, en una imagen de archivo.
GTRES
Este domingo ha fallecido el actor Eduardo Gómez a los 68 años de edad a causa de un cáncer, según confirman fuentes de su entorno. El actor madrileño inició su carrera a finales de los años noventa. Entonces hizo un papel en la serie !Ay Señor, Señor! protagonizada por Andrés Pajares lo cual le supuso el principio de su trayectoria. Gómez se hizo conocido en televisión, lugar donde tuvo los principales papeles de su carrera.

Héctor Gómez, hijo del actor Eduardo Gómez, fallecido en la madrugada de este domingo en Madrid a los 68 años, ha expresado su admiración por la "fortaleza" de su padre, que ha luchado "como buen gladiador" contra el cáncer, una enfermedad que llevaba "con la máxima discreción posible".

En declaraciones a los medios en el Tanatorio de la M-30 de Madrid, donde han sido traslados los restos mortales del popular cómico, Héctor Gómez ha destacado que su padre "luchó hasta el final".

"Era muy buena persona, con un gran corazón y, como buen gladiador que era, ha luchado y ha muerto en paz y tranquilo", ha afirmado su hijo, quien también ha destacado que solo al final la familia ha hecho pública la causa del fallecimiento, un cáncer, porque quiso llevar la enfermedad de manera discreta para "no preocupar ni hacer sufrir a la gente".

"La batalla ha sido dura, de bastantes meses de entrada y salida del hospital, y él ha luchado por su vida, por curarse, pero el cáncer le ha ganado la batalla", pese a su "fortaleza envidiable".

Héctor Gómez, también actor, ha recordado que el artista fallecido —conocido por sus papeles en series como La que se avecina o Aquí no hay quien viva— cumplió este sábado 68 años y que, a pesar de que su cuerpo estaba "casi agotado", su mente "seguía luchando" y estaba lleno de proyectos.

Gómez, que ha agradecido el apoyo de los seguidores de su padre, lo ha definido como un "modelo a seguir", una persona a quien le gustaba ayudar a la gente, además de hacerles reír, porque consideraba que la risa "es la cura del alma".

"La mayor enseñanza que me ha dejado es que, por muy mal que estés, siempre puedes salir a la superficie. Lo pasó muy mal durante su vida, tuvo etapas muy malas, y me enseñó que por muy abajo que estés, siempre puedes salir a la superficie. Es un ejemplo de superación", ha concluido el hijo.

Los restos mortales de Eduardo Gómez serán incinerados este lunes a mediodía en el madrileño cementerio de La Almudena.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento