El PSOE y Unidas Podemos han anunciado este viernes a un acuerdo sobre la Mesa del Congreso, por el que los socialistas tendrán la presidencia de este órgano, y por tanto de la Cámara, y el partido morado se hará con la vicepresidencia primera, en un esquema que reparte tres puestos para el PSOE y dos para Unidas Podemos, PP y Ciudadanos respectivamente.

La Mesa es el órgano rector del Congreso, el que organiza sus trabajos y decide sobre la tramitación de las iniciativas legislativas. Frente a lo que se llegó a especular, en la próxima legislatura sus nueve miembros seguirán siendo de los cuatro principales partidos y en ella no tendrán cabida diputados del PNV , de ERC o de ningún otro grupo.

Según el acuerdo entre el PSOE y Unidas Podemos, los socialistas se reservan la Presidencia, previsiblemente para Meritxell Batet, una Vicepresidencia y una Secretaría, mientras que Unidos Podemos tendrá la Vicepresidencia primera y la Secretaría primera. Los dos elegidos por Podemos en este último caso son Gloria Elizo (como vicepresidenta primera) y Gerardo Pisarello (como secretario). 

Aunque de momento no se ha detallado, la composición de la mesa se cerraría otorgando al PP y a Ciudadanos una vicepresidencia y una secretaría respectivamente, los dos puestos con los que contaban estos dos partidos, que han rechazado entrar en negociaciones con el PSOE y que, por lo tanto, tendrán que acordar entre ellos el reparto de los cuatro puestos que no ocupan PSOE y Unidas Podemos.

Fuentes socialistas han informado de un acuerdo que ha sido negociado por las portavoces del PSOE y de Unidas Podemos, Adriana Lastra e Irene Montero, que espera que dé lugar a una Mesa del Congreso que "cumpla debidamente sus funciones como órgano de gobierno, evitando así que vuelva a producirse un bloqueo sistemático  y partidista" por parte del PP y Ciudadanos, que en la pasada legislatura sumaban mayoría sobre PSOE y Unidas Podemos.

En esta ocasión, socialistas y morados han pactado una Mesa "progresista" en la que, sin embargo, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, podrá acudir tanto a los votos de Unidos Podemos como a los de Ciudadanos para sumar mayoría de cinco de nueve votos para sacar adelante sus iniciativas.