Alfredo Pérez Rubalcaba, vicepresidente del Gobierno durante la presidencia de José Luis Rodríguez Zapatero, se encuentra en "grave" a la espera de su evolución en las primeras 72 horas tras haber sufrido un ictus este miércoles en su casa de Majadahonda, aunque su vida no corre peligro.

Según un parte médico facilitado por el centro hospitalario, Rubalcaba permanece ingresado en el Puerta de Hierro donde entró a las 19.15 horas del miércoles con "síntomas compatibles con un infarto cerebral" y se le aplicó "el protocolo diagnóstico y terapéutico habitual para ictus".

El presidente de Extremadura, el socialista Guillermo Fernández Vara, ha informado este jueves, que lograron disolver el trombo que le causó el ictus y que ahora hay que esperar cómo evoluciona. "Con toda la discreción lógica y en mi condición de médico, hay que respetar el secreto profesional, le disolvieron ayer el trombo y ahora hay que esperar 48-72 horas para ver la evolución", ha comentado el presidente extremeño.

Los servicios de urgencias de la Comunidad de Madrid recibieron un aviso a las 18:12 horas alertando de que un varón de 67 años había sufrido un desvanecimiento en su domicilio de Majadahonda. El histórico dirigente socialista era atendido en su vivienda por un equipo del SUMMA y luego trasladado al Hospital Puerta de Hierro Majadahonda.

Pablo Casado, líder de PP, y Albert Rivera, de Ciudadanos, fueron los primeros políticos en reaccionar a esta noticia a través de la redes sociales. "Un fuerte abrazo y todo mi ánimo a la familia de Alfredo Pérez Rubalcaba y a sus compañeros de partido en estos difíciles momentos", decía Casado.

Rivera, por su parte, deseaba que "todo quede en un susto": "Deseo que todo quede en un susto y Alfredo Pérez Rubalcaba pueda recuperarse lo antes posible. Envío todo el ánimo y un fuerte abrazoa él y a sus familiares, amigos y compañeros del PSOE. Mucha fuerza".

Unos minutos después, el PSOE y el propio Pedro Sánchez confirmaron la noticia en Twitter. "Pendientes de la evolución de nuestro compañero Alfredo Pérez Rubalcaba. Mi cariño y el de todos los socialistas para él y para su familia, y los mejores deseos para su recuperación", señaló el presidente.

"Toda la fuerza y el ánimo de la familia socialista a nuestro querido compañero Alfredo Pérez Rubalcaba, a su mujer Pilar y a su familia. Alfredo, deseamos tu pronta recuperación. Estamos contigo", escribía el PSOE.

El rey Felipe VI también ha telefoneado este jueves a Pilar Goya, la esposa de Rubalcaba, para interesarse por su estado de salud y su evolución y desearle una pronta recuperación. Desde que se conoció la noticia del ingreso hospitalario de Pérez Rubalcaba ayer por la tarde, los reyes han seguido "con interés" su evolución. De igual modo, desde la Casa del Rey "se mantiene la atención y se expresan también los mejores deseos de recuperación" para el exvicepresidente del Gobierno.

Doctorado en Química Orgánica, Rubalcaba imparte en la actualidad clases en la facultad de Ciencias Químicas de la Universidad Complutense de Madrid desde que renunciase a su escaño y se apartase de la vida política el 2 de septiembre de 2014.

Rubalcaba llegó a la Cámara Baja en 1993 y desde entonces ha formado parte de todas las legislaturas. Además, fue ministro de Educación y Ciencia (entre 1992 y 1993), ministro de la Presidencia (de 1993 a 1996), portavoz del Grupo Parlamentario Socialista (de marzo de 2004 a abril de 2006), vicepresidente primero del Gobierno y portavoz (en 2011) y ministro del Interior (entre 2006 y 2011).

Estuvo al frente de la Secretaría General del PSOE desde febrero de 2012, cuando se impuso a la exministra Carme Chacón en el congreso de Sevilla. El 26 de mayo de 2014 anunció su dimisión, asumiendo la responsabilidad por la derrota electoral y convocando un cónclave extraordinario para elegir al próximo líder de los socialistas.