Agente de la Guardia Civil junto a un coche patrulla
Agente de la Guardia Civil junto a un coche patrulla GUARDIA CIVIL - Archivo

La mujer de 39 años que fue encontrada sin vida y semidesnuda a primera hora de este domingo en un portal de Torrevieja (Alicante) falleció a consecuencia de los golpes sufridos en la cabeza tras caerse accidentalmente por las escaleras en estado de embriaguez.

Así lo han confirmado este lunes fuentes de la investigación a EFE, tras conocerse los resultados de la autopsia practicada durante la mañana en el Instituto de Medicina Legal de Alicante. También apunta "que no se aprecian otros signos de violencia de terceras personas ni signos de defensa".

De esta manera, se descarta que la mujer fuera objeto de una agresión sexual o que la muerte haya sido un episodio de violencia machista, como en un principio se barajó, ya que en el edificio del accidente reside la expareja de la víctima.

El resultado de la autopsia confirma el sentido de la investigación en base a los testimonios recabados y a unas imágenes grabadas, en las que se ha observado que la mujer se desvistió por sí misma de cintura para abajo antes de precipitarse, por accidente, por las escaleras.

Secuencia de los hechos

La Guardia Civil ha explicado que los agentes de la policía judicial han realizado un exhaustivo visionado a las imágenes obtenidas de las cámaras de videovigilancia del edificio, donde se observa que la mujer deambula por el bloque de viviendas en un aparente estado de embriaguez durante la madrugada del 6 al 7 de abril.

Las cámaras captaron que en la planta menos uno, correspondiente al garaje, se quitó los pantalones que llevaba y la ropa interior para orinar y que posteriormente subió a plantas superiores sin vestirse, lo que explica que fuese encontrada sin ropa de cintura hacia abajo.

A las 01.21, se ve en las imágenes que se dirige a la primera planta del edificio, "momento en el que se cae por las escaleras, produciéndose el fatal desenlace".

El instituto armado ha indicado que "gracias a las cámaras del edificio se puede descartar por completo la participación de terceras personas en estos hechos" y que, por tanto, lo sucedido se achaca a "un accidente fortuito".

El cuerpo fue hallado en el rellano de la citada escalera a las 9.17 por un menor que salía a pasear al perro, y los servicios sanitarios de emergencias llegaron a las 9.35 aunque tan solo pudieron dictaminar el fallecimiento de la mujer.

Las diligencias han sido entregadas al Juzgado número 3 de Torrevieja.

El delegado del Gobierno en la Comunidad Valenciana, Juan Carlos Fulgencio, ya afirmaba este lunes que "todos los indicios y grabaciones que constan" sobre la mujer fallecida hacían "determinar" que "fuera un accidente".