Para ello se ha acordado que el pleno del Consistorio apoye a las trabajadoras municipales que se quieran sumar a la huelga para denunciar las condiciones laborales discriminatorias de las mujeres, e invita a los trabajadores a sumarse para realizar las tareas de cuidados de su entorno y permitir así que las mujeres hagan huelga.

El último apartado recoge el facilitar con todos los medios materiales, personales y de difusión las manifestaciones, concentraciones, actividades y actos que convoquen desde la Asamblea 8M, que ha contado con la abstención de Cs y el rechazo del PP.

La concejal de Educación e Igualdad, Arantza Gracia, ha recordado que el movimiento feminista se construye desde hace años por varias generaciones y se justifica por la exclusión de las mujeres en numerosos ámbitos. "La huelga es una herramienta más que válida para luchar por los derechos de las mujeres".

Gracia ha relatado que la huelga del 8M ha sido una experiencia "maravillosa" de creación de poder desde abajo. "Revela que no se necesita una lideresa y las mujeres son capaces de autoorganizarse y además pone la contradicción capital-vida".

El portavoz del grupo municipal de Chunta Aragonesista (CHA), Carmelo Asensio, ha recordado el éxito del 8M de 2018 y ha confiado en que este año sea un clamor popular porque "será masiva y de confluencia social". Ha apuntado que esta huelga está justificada porque los datos revelan que ha habido 47 asesinatos de

mujeres el pasado año y 154.000 denuncias machistas, además de la brecha salarial de un 26 por ciento, que son 5.800 euros menos al año por el mismo trabajo, según la OIT.

"SE PRACTICA, NO SE GRITA"

La concejal del grupo municipal de Ciudadanos (Cs), Cristina García, ha dicho que sus diez primeros años de vida profesional como jugadora profesional de baloncesto no han cotizado a la Seguridad Social y ha animado a erradicar estas prácticas entre hombres y mujeres. "Quiero ganarme las cosas por mi validez. El feminismo se practica no se grita".

La concejal del grupo municipal del PSOE, Lola Campos, ha considerado que la sociedad vive la cuarta ola del feminismo. "Creemos en la igualdad par mejorar la sociedad y no solo la vida de las mujeres". Ha recordado que desde 1993 ha habido más de mil muertes de mujeres, que son mas que el terrorismo y "con mucha menos preocupación", ha lamentado.

"Al ritmo que vamos en no menos de 50 años se alcanzaría la igualdad, pero esta batalla se ganará porque es justa, necesaria para toda la sociedad y la historia está de nuestra parte".

La concejal del grupo municipal del PP, Patricia Cavero, ha coincidido con el PSOE en que la lucha de las mujeres es de toda la sociedad y el "sectario y el que excluye y confronta se equivoca" le ha dicho a ZeC. "Muchas mujeres llevamos muchos años rompiendo techos de cristal".

Ha afeado a Arantza Gracia que se ha dejado más de 200.000 euros por ejecutar en la partida de prevención de violencia de género. Sobre la huelga del 8M ha recordado que también se defienden los derechos cumpliendo el derecho de acudir a trabajar.

Arantza Gracia ha apreciado una "seria" diferencia entre la izquierda y la

derecha sobre las políticas de defensa de la mujer. El movimiento feminista es de apoyo y solidaridad entre todos y todas y ha dicho que "son necesarias políticas que erradiquen las desigualdad".

CASADO

Por otro lado, se ha aprobado una moción del grupo municipal de CHA en la que se rechazan, con los votos de todos los grupos menos del PP, de las declaraciones del presidente del Partido Popular, Pablo Casado, en el sentido de modificar la Ley de interrupción voluntaria del embarazo, que según los aragonesistas "retroceden en derechos ya conquistados para las mujeres".

También ha prosperado el segundo apartado de la moción en la que el pleno del Ayuntamiento declara la necesidad de mantener las políticas de igualdad en todas las políticas públicas para garantizar la igualdad efectiva de los derechos de todas las personas y, en particular, los derechos de las mujeres y su derecho a decidir en libertad.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.