Bombardeo israelí sobre Gaza
Impacto de un proyectil sobre el edificio de seguridad interna del Ministerio del Interior de Hamás, en Gaza, durante un ataque aéreo israelí. MOHAMMED SABER / EFE

El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, instó este lunes a la "máxima contención" de las partes en la Franja de Gaza, después de una escalada de violencia que hace temer una nueva guerra en el enclave. Desde el pasado domingo han muerto al menos diez palestinos y dos israelíes, tras una veintena de bombardeos de Israel sobre la Franja y el lanzamiento de más de 300 cohetes por parte de las milicias palestinas contra territorio israelí.

"[Guterres] ha pedido a las partes contenerse en la mayor medida posible, y el coordinador especial de Naciones Unidas, Nickolai Mladenov, está trabajando con Egipto y las partes implicadas para restablecer la calma", indicó Fahan Haq, portavoz del secretario general de la ONU, en un comunicado.

Al menos tres personas más murieron y cinco resultaron heridas este lunes en ataques del Ejército israelí sobre la Franja, mientras que un civil perdió la vida y dos mujeres resultaron heridas de gravedad por el impacto de cohetes palestinos en la localidad israelí de Ashkelon, con lo que serían ya doce (diez palestinos y dos israelíes, el civil y un militar) los fallecidos en total desde el inicio de la última escalada de violencia en la noche del domingo.

Hamás, en el punto de mira

En el norte de la Franja de Gaza murió Mohamed al Tatri, de 27 años, y Mohamed Odé, de 22, mientras que en la ciudad de Rafá, en el sur del enclave, murió Mohamed al Nahal, de 23 años. Cinco palestinos más resultaron heridos en estos ataques.

Además, los bombardeos arrasaron la sede de Al Aqsa TV. Los aviones israelíes de reconocimiento lanzaron hasta tres misiles de advertencia antes de que cazas F-16 demolieran con tres proyectiles el edificio, según informó la agencia de noticias palestina WAFA.

El Ejército israelí confirmó ataques sobre 70 objetivos, incluidos tres túneles de infiltración, después de que, según la prensa israelí, los estamentos políticos dieran "luz verde" para responder con fuerza al lanzamiento de cohetes.

Además de la sede de la televisión, los bombardeos israelíes destruyeron al menos cuatro casas y un hotel que utilizaba el grupo Al Aqsa, cercano a Hamás, para labores administrativas.

Cohetes contra Israel

En Israel, un civil resultó muerto y dos mujeres heridas graves por el impacto en la localidad de Ashkelon de uno de los más de 300 cohetes lanzados por las milicias palestinas de Gaza en las últimas once horas, informaron fuentes médicas israelíes.

"Equipos voluntarios y de ambulancias asistieron a la evacuación y tratamiento de una mujer en la treintena gravemente herida cuando un cohete cayó en su apartamento en Ashkelon. Tras la búsqueda en los escombros del edificio junto a los bomberos, se encontró a un hombre muerto", informó el servicio de emergencias israelí United Hatzalah.

Según el digital Times of Israel, el primer fallecido civil víctima del repunte de violencia originado el domingo por la noche en Gaza tendría alrededor de 40 años, mientras que las edades aproximadas de las dos heridas graves, por daños al mismo edificio, serían de 40 y de 60 años.

La Estrella de David Roja cuantificó en 25 los heridos desde que empezó la lluvia de cohetes desde Gaza, de los que dos están en situación crítica —un soldado del Ejército herido a primera hora de la tarde y la mujer de unos 60 años—, 23 heridos leves por roturas de cristales, esquirlas, inhalación de gas y por correr a zonas protegidas. Además, otras 27 personas tuvieron que ser atendida por ataques de estrés y ansiedad.

El detonante

El repunte de violencia se desencadenó la noche del domingo a raíz de que fuerzas especiales israelíes se adentraran en Gaza para una operación militar y fueran detectadas por milicianos palestinos, lo que ocasionó un intercambio de fuego y posteriores bombardeos en los que murieron siete milicianos y un soldado israelí.

"Lo ocurrido en Ashkelon es responsabilidad del liderazgo enemigo. Es una advertencia de que lo que va a venir es aun peor si la agresión continúa: ataques que nunca habéis conocido antes", advirtió en un mensaje en Twitter Abu Oneida, portavoz de las Brigadas de Ezedin al Qasam, brazo armado de Hamás.

El Ejército israelí ha informado del número de proyectiles en lo que considera el mayor ataque con cohetes en un solo día lanzados desde Gaza. El sistema antimisiles 'Cúpula de Hierro' ha interceptado decenas de estos cohetes.