El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón ha decretado la suspensión por tres años de las actividades de Acción Nacionalista Vasca (ANV) (que no podrá concurrir a las elecciones generales del próximo 9 de marzo) y del Partido Comunista de las Tierras Vascas (EHAK-PCTV).

Se bloquearán sus cuentas y se clausurarán sus sedes

En sendos autos notificados este viernes, de más de 200 folios cada uno, el magistrado dispone además la clausura por ese mismo periodo de tiempo "de las sedes, locales, establecimientos y cualesquiera otros centros" de los que dispongan los partidos y el bloqueo de sus cuentas, entre otras medidas.

La suspensión, sin embargo, "no afecta a las actividades que como personas individuales y titulares exclusivos de los correspondientes escaños puedan ostentar personas integradas" en ANV y en el EHAK-PCTV, que mantendrán sus puestos en los Ayuntamientos y en el Parlamento vasco.

"No se pretende ilegalizar un partido político"

El Abogado del Estado ha pedido a la Sala del 61 del Tribunal Supremo que, además de la suspensión de actividades como partido político del EHAK-PCTV, se suspenda también la actividad del grupo parlamentario de esta formación política en el Parlamento Vasco, suspensión que no ha solicitado la Fiscalía.

Garzón afirma que "la suspensión cautelar de la actividad del PCTV o de ANV no se trata pues de un acto ad hoc para evitar la concurrencia de este último partido a un proceso electoral. La suspensión se adopta con independencia de esa circunstancia, aunque resulta obvio que tiene una trascendencia fundamental en este ámbito".

"No se pretende tampoco ilegalizar un partido político (...), sino aplicar una medida cautelar tendente a prevenir la continuación de la utilización de ese partido político para la comisión" de delitos graves, concluye el juez.