J. K. Rowling
La escritora británica J. K. Rowling, en el estreno de 'Animales Fantásticos y Dónde Encontrarlos' en Nueva York. GTRES

 La escritora británica J.K.Rowling se ha disculpado este miércoles en un tuit por haber "matado" al elfo doméstico Dobby poco antes de la Batalla de Hogwarts, en una tradición que la lleva a pedir perdón anualmente por la muerte de los personajes más queridos en esta contienda de Harry Potter a través de Twitter.

La tradición en 2015 comenzó con Fred Weasley, uno de los hermanos de Ron -el mejor amigo de Harry-, siguió con Remus Lupin, el querido profesor de magia, y Severus Snape, el profesor de Defensa contra las Artes Oscuras que encontró la redención dando su vida en la batalla de Hogwarts, que se habría celebrado en 1998 y cuyo aniversario es el 2 de mayo.

Este año le ha tocado a Dobby, el elfo que pereció para salvar a Potter antes de la lucha final y al que este enterraría con el siguiente epitafio: "Aquí yace Dobby, un elfo libre", en referencia a las ansias de libertad del personaje.

La autora de las aventuras del niño mago ha escrito en su cuenta: "Es ese aniversario otra vez. Este año me disculpo por haber matado a alguien que no murió durante la Batalla de Hogwarts, pero que dio su vida para salvar a la gente que la ganaría. Me refiero, por supuesto, a Dobby, el elfo doméstico".

La Batalla de Hogwarts es el acontecimiento final de Harry Potter y las reliquias de la muerte, el último libro del niño mago y donde las fuerzas del bien y del mal se enfrentaron de forma definitiva y donde Harry derrota a su enemigo, Lord Voldemort.