Imagen de archivo de una carrera popular.
Imagen de archivo de una carrera popular. Europa Press/AYUNTAMIENTO DE SEVILLA

El Instituto Ceutí de Deportes (ICD) no ha permitido este domingo a un joven de 20 años con parálisis cerebral que se mueve en silla de ruedas, Agustín de Sousa, participar con el resto de corredores en la XXXI Milla Urbana de Ceuta, ya que los organizadores han entendido que ello "podría perjudicar gravemente" a otros atletas, según ha indicado en un comunicado el propio ICD.

El entorno de Sousa, que en febrero completó la Maratón de Sevilla "sin ningún problema" ayudado por cinco personas y distintas asociaciones deportivas y sociales de la ciudad, como el Club de Montaña Anyera o el Programa de Ocio Inclusivo (PROI), han reprobado el proceder del ICD por "ruin" y "rastrero".

El organismo autónomo ha alegado que la Milla Urbana contaba con una categoría 'Adaptada' para personas con discapacidad sobre un recorrido ajustado "a las condiciones de los 23 participantes de Plena Inclusión y del Colegio de Educación Especial (CEE) San Antonio".

"Los responsables del ICD han dicho que no podía realizar la prueba completa sino dar un par de vueltas por las murallas reales, como si no tuviera derecho a realizarla como cualquier otro deportista de su edad pese a su enfermedad", han lamentado desde 'Anyera' y la familia del joven atleta.

Inscrito en la categoría "Sénior A"

Según el ICD, De Sousa se había inscrito en la categoría 'Sénior A' y José Manuel Ríos, el atleta que "en el momento de proceder a la salida" comunicó que impulsaría la silla de ruedas del joven, en la de 'Veterano A'.

"En ningún momento la organización ha negado la participación del deportista en la carrera: se le ha ofrecido participar en diferentes salidas; categoría senior, en la categoría adaptada e incluso realizando una salida extraordinaria con recorrido completo, pero a todas estas posibilidades se han recibido negativas tajantes", ha aseverado el instituto, que ha denunciado "la utilización de Agustín de Sousa para hacer política barriobajera".

PROI ha destacado que "nuestra reivindicación pasa por estar de una manera inclusiva y no podemos entender las explicaciones oficiales para impedirlo aludiendo a que 'se podría perjudicar gravemente al resto de corredores' cuando lo que queremos es demostrar a esta sociedad que la participación de manera inclusiva en el deporte es posible junto al resto de ciudadanos sin discapacidad".

La secretaria de Deportes del PSOE de Ceuta, Elena Mateo, ha exigido a la gerente del ICD, Araceli García, la asunción de "responsabilidades". "No tienen corazón cuando impiden a un niño con parálisis cerebral participar en la Milla Urbana de Ceuta desde un organismo que pagamos todos: no se puede ser mas inhumano", ha censurado la dirigente socialista en una nota a los medios en la que ha remarcado que "no se puede discriminar a nadie y mucho menos jugar con la ilusión de un niño".

Consulta aquí más noticias de Ceuta.