En nota de prensa, el sindicato ha informado de que los hechos sucedieron en la noche del pasado jueves, 30 de marzo, cuando esta enfermera al intentar defender a una compañera fue golpeada por una paciente que no estaba de acuerdo con el tratamiento que le habían prescrito. La agresora iba acompañada de su pareja, a la que ya habían atendido esa misma noche. Sin embargo, volvieron dos horas más tarde y fue entonces cuando se enfrentaron con los profesionales sanitarios.

La enfermera, que sufrió diversas heridas en el cuello, ha denunciado los hechos ante la Guardia Civil y también ha presentado la comunicación de este episodio violento ante el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam).

SATSE condena esta nueva agresión a un profesional sanitario cuando desempeñaba su labor asistencial y participará en la concentración de repulsa que para este jueves 5 de abril, a las 9.00 horas, tendrá lugar a las puertas del Centro de Salud de Almagro.

Dicho esto, han instado a la Administración regional a "tomar medidas contundentes y eficaces para proteger a los profesionales sanitarios en su ámbito laboral para que puedan llevar a cabo, con total seguridad, el desempeño de sus funciones".

SATSE, que considera "inaceptable" este tipo de agresiones contra los profesionales de enfermería, ha vuelto a exigir, como en agresiones anteriores, una revisión del Plan Perseo "puesto que se sigue mostrando claramente insuficiente para resolver los conflictos entre profesionales sanitarios y pacientes".

Luego de instar a los profesionales sanitarios a que denuncien todas las agresiones y a que se refuercen las medidas de seguridad en los centros y se aumente el número de profesionales, ha informado de que, bajo el lema 'Stop agresiones. Nada justifica una agresión', está llevando a cabo desde este pasado mes de marzo una nueva campaña de información y sensibilización para acabar con este grave problema que afecta, especialmente, a los profesionales de Enfermería.