Ejemplar de lince ibérico.
Ejemplar de lince ibérico. GTRES

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha inaugurado hoy en el Espacio Natural de Doñana el Observatorio de Linces, una especie que alcanza ya los 448 ejemplares en la comunidad autónoma, frente a los 94 contabilizados en 2002.

En declaraciones a los periodistas antes de la inauguración del Observatorio, Díaz ha precisado que su apertura supone dar respuesta a "una demanda querida y anhelada por muchos sectores", al tiempo que ha remarcado que contribuirá a "difundir el programa de recuperación de la especie en la Península Ibérica y a concienciar a la sociedad de la importancia de su conservación".

El centro tiene "una vertiente educativa, ya que los centros escolares podrán ver cómo se desarrolla en su hábitat el lince ibérico" y una segunda línea de conservación, ya que "permitirá que aquellos linces que ya no están aptos para la reproducción puedan tener un entorno donde desarrollarse y seguir teniendo su hábitat normalizado".

En tercer lugar, ha destacado la presidenta, posibilitará "seguir colaborando en esa tarea que tenemos por parte de la Junta de seguir reproduciendo la especie", que se encuentra en peligro de extinción.

Díaz ha señalado que el aumento del número de linces -a los 448 de Andalucía hay que sumar los 145 existentes en el resto de la Península- significa "que el trabajo que se ha hecho en estos años ha sido importante, reconocido internacionalmente; los resultados están ahí y, sobre todo, se ha hecho desde el respeto absoluto al entorno donde ha venido desarrollándose".

Es el caso de dos de los linces que habitan en el Observatorio, Eucalipto y Aura, que ya no son aptos para la reproducción ni pueden contribuir genéticamente al programa de cría. Tampoco es conveniente devolver a estos individuos al medio natural, ya que han pasado buena parte de su vida en cautividad.

Sobre el Observatorio, inaugurado con el centro de El Acebuche, ha indicado que la inversión ha estado en torno a los 200.000 euros y ha insistido en su aplicación al "ámbito educativo, turístico y de conservación y recuperación de una especie muy querida para nosotros". Tambiñen se pretenden minimizar los riesgos para la especie en libertad, principalmente en lo que a puntos negros en carretera se refiere, en los que se registran atropellos.

El centro se localiza en un antiguo recinto en desuso para la observación de ungulados, el cual se ha adecuado y mejorado para poder albergar a los dos ejemplares de lince ibérico.

Consulta aquí más noticias de Huelva.