Carles Puigdemont
El expresidente catalán Carles Puigdemont, durante una concentración en la localidad belga de Lovaina, organizada por la Asamblea Nacional Catalana (ANC) con motivo de los 100 días de su huida de España. ALBERTO FERNÁNDEZ / EFE

El Ministerio de Economía, Industria y Competitividad ha constatado este martes que la inversión extranjera en España creció un 0,7% durante el año 2017. La Comunidad de Madrid, Cataluña y el País Vasco encabezan la lista de regiones con mayor interés para las economías extranjeras.

Sin embargo, hay que destacar el descenso que se produjo en Cataluña. Allí, la inversión exterior descendió un 40%  durante 2017, coincidiendo con el auge del procés catalán, el referéndum del 1 de octubre y la huída de Carles Puigdemont a Bruselas. Empresas como Banco Sabadell o CaixaBank cambiaron su sede y se intalarón en la Comunidad Valenciana. En esta región se registró un aumento del 582% y un crecimiento sostenido durante todos los trimestres del año pasado.

La Comunidad de Madrid continúa siendo la más interesante para los países inversores, ha crecido un 25%. Además, la inyección monetaria de países extranjeros en la capital  supone el 60% de las inversiones totales en España.

Otro cifra a destacar según los datos publicados por el Registro de Inversiones Extranjeras es el incremento del 71% que se ha producido en el País Vasco. A mediados de este mes, el Financial Times, periódico de referencia en lo que a noticias económicas respecta, situaba a Euskadi entre las diez regiones más atractivas del sur de Europa para la inversión extranjera. Entre los atributos de la comunidad autónoma, el diario británico destacaba los sectores de media alta tecnología, alineados con la estrategia de especialización inteligente.

En términos netos de inversión, los principales inversores son Luxemburgo, Alemania, Reino Unido, Estados Unidos y Francia. Y los sectores que más liquidez reciben procedente de países extranjeros fueron las actividades inmobiliarias (13,2%) y el sector de suministros de gas y electricidad.