La Audiencia Nacional ha condenado a dos años y un día de cárcel al rapero Pablo Hasel por alabar en Twitter a ETA y los Grapo, cuyos miembros dijo que son para él "ejemplos de resistencia", así como por injurias a la Corona y a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado.

Hasel, cuyo verdadero nombre es Pablo Rivadulla, ha sido también condenado a pagar una multa de 24.300 euros, y al haber sido ya condenado a dos años de cárcel en 2014 podría ingresar en prisión de ser confirmada esta Última sentencia por el Tribunal Supremo.

Los magistrados de la Sección Primera de la Sala de lo Penal exponen en una sentencia que las publicaciones del condenado suponen una "actuación conjunta, dirigida contra la Autoridad del Estado" y que aluden "a la necesidad de ir más allá en un comportamiento violento incluso con la utilización del terrorismo".

La resolución cuenta con el voto particular de la magistrada Manuela Fernández de Prado que defiende que sus comentarios deben encuadrarse dentro de la libertad de expresión y no suponen una manifestación del discurso del odio.

Pablo Hásel ya fue condenado a dos años de cárcel por el Tribunal Supremo también por el delito de enaltecimiento del terrorismo al difundir a través de su canal de youtube varios temas en los que deseaba que se cometieran atentados contra representantes del PP y PSOE y elogiaba a miembros de los GRAPO, ETA y otros grupos terroristas.