Jaume Matas
El expresidente del Govern, Jaume Matas. EUROPA PRESS

El ex presidente del Govern, Jaume Matas, ha reconocido este martes que contratar al arquitecto Santiago Calatrava para construir un palacio de la ópera en Palma fue decisión suya y que no se barajó la posibilidad de otro arquitecto. No obstante, ha asegurado que no intervino en la tramitación administrativa.

Así lo ha expresado durante su declaración en el juicio por la pieza separada número 3 de la macrocausa del Palma Arena, conocida como 'caso Ópera'. "Soy el responsable de la decisión, de la tramitación administrativa no sé absolutamente nada", ha declarado.

Por su parte, el exconseller de Educación y Cultura, Francesc Fiol, ha declarado que el ex presidente le informó de que la ópera de Santiago Calatrava en Palma costaría alrededor de un millón de euros, antes de que el Consell de Govern aprobara el acuerdo del proyecto.

Preguntado por la fiscal, Laura Pellón, acerca cómo sabía el presidente que la ópera costaría esa cantidad, Fiol ha contestado que imagina que "por la conversación que tuvo [Matas] con el proyectista".