Durante el acto de Lleida, que se ha celebrado en la nave central de la Seu Vella, el delegado del Govern en Lleida, Ramon Farré, ha destacado

la profesionalidad, espíritu de servicio y competencia acreditada con la que los integrantes del cuerpo han desarrollado su labor durante los años "complicados" en que la situación de las finanzas de la Generalitat han impedido nuevas convocatorias de plazas.

"En los próximos tiempos podremos proveer nuevos empleos de Mossos, empezando por las 500 plazas de la próxima convocatoria, largamente esperada y necesaria", ha afirmado Farré.

Consulta aquí más noticias de Lleida.