Sarkozy junto a Idriss Deby
El presidente francés, Nicolas Sarkozy estrecha la mano de su homólogo chadiano. (AP Photo/Karel Prinsloo) AP Photo/Karel Prinsloo

El viaje relámpago que el presidente francés, Nicolas Sarkozy, hizo el pasado domingo a Chad para traer en su Airbus a las cuatro azafatas españolas y los tres periodistas franceses retenidos en el país africano por los problemas con la ONG El Arca de Zoé, ya ha abierto una nueva polémica en Francia sobre los métodos efectistas del jefe del Ejecutivo.

En Chad, los jueces hablan de una "presión política"

Cinco meses después de que Cécilia Sarkozy aterrizara en Trípoli con el mismo avión para llevarse consigo a las enfermeras búlgaras y al médico palestino encarcelados en Libia desde hacía ocho años, la prensa y la clase política francesa se interrogan sobre el protagonismo del presidente en esta crisis, si era realmente necesario tal golpe de efecto o si se trata de una operación mediática más.

En Yamena, los jueces hablan de una "presión política" desmentida por el propio presidente Idriss Déby, pero lo cierto es que el procedimiento que hubiera desembocado en la puesta en libertad de los acusados sobre los que pesaban los cargos más leves hubiera llevado dos o tres días más, de haber seguido su curso normal.

El viaje express de Sarkozy aceleró los trámites y permitió que, de manera perfectamente calculada, la liberación de los siete europeos coincidiera con la bajada del avión del presidente francés.

La prensa gala

  • Liberation: Este lunes, en la prensa francesa, la portada más irónica es la de Liberation que titula "Bienvenido a Air Sarko" y dedica un editorial al asunto poniendo el acento en que el presidente francés ha quemado demasiado pronto sus cartuchos en la crisis provocada por El Arca de Zoé porque el culebrón está todavía lejos de su final.
  • Le Figaro: "El golpe de efecto humanitario de Nicolas Sarkozy" es el titular de Le Figaro, que aborda en un editorial la perspectiva africana de la crisis: "tras la liberación de las enfermeras búlgaras en Libia, la de los periodistas y las azafatas que salieron con el Arca de Zoé es un nuevo éxito para Sarkozy. Pero estos dos episodios obligan a reflexionar sobre nuestra política africana. Si es que tiene que haber una", dice el rotativo conservador.
  • Le Parisien: "Regreso del Chad" es la frase que acompaña una gran fotografía de Sarkozy bajando la escalerilla del avión junto a los tres periodistas galos en Le Parisien, que habla de viaje relámpago para traer a siete detenidos e incluye una viñeta en la que ve a un Sarkozy, delante del presidente chadiano y con el avión presidencial al fondo, pronunciando la siguiente frase: "¿Cecilia? Adivina desde donde te llamo".