El líder opositor ruso Alexei Navalny escucha el veredicto en el tribunal, en Moscú (Rusia).
El líder opositor ruso Alexei Navalny escucha el veredicto en el tribunal, en Moscú (Rusia). EFE

El líder opositor ruso Alexéi Navalni será encarcelado durante quince días por desacato policial, tras organizar el pasado domingo una protesta antigubernamental no autorizada.

Además, ha sido multado con 20.000 rublos (300 euros) al no contar del permiso del Ayuntamiento en la que ha sido la mayor manifestación contra el gobierno de los últimos quince años.

"La gente está descontenta con la corrupción y por eso decidieron participar en la manifestación pacífica", aseguró durante la vista judicial el opositor, que fue detenido en el centro de la capital antes de que se iniciara el acto.

Navalni destacó que durante los tres días anteriores a la protesta del domingo, el Ayuntamiento moscovita no ofreció ningún lugar alternativo en la ciudad para celebrar la manifestación contra la corrupción.

Además, denunció en Twitter que 20 empleados de su Fondo contra la Corrupción han sido detenidos, además de que la policía requisó todos los ordenadores y diversos documentos.

Decenas de miles de personas atendieron el llamamiento de Navalni y participaron el domingo en una jornada de protestas que se extendió por todo el país y que en el caso de Moscú se saldó con más de 500 detenidos, según fuentes policiales, y unas 1.400 según organizaciones de derechos humanos.

EEUU condenó la detención de "cientos de manifestantes pacíficos", mientras la Unión Europea demandó la liberación "sin demoras" de los opositores.

Navalni podría verse privado de enfrentarse a Putin en las elecciones presidenciales de 2018 si fracasa el recurso que presentó contra un dictamen judicial que le condenó por apropiación indebida tras un polémico proceso.