Caso Nóos
Los acusados del caso Nóos. AUDIENCIA DE PALMA

El fiscal anticorrupción Pedro Horrach mantiene su petición de 19,5 años de cárcel para Iñaki Urdangarin y de 16,5 para su exsocio, Diego Torres, en sus conclusiones finales del juicio Nóos. No obstante, según ha expuesto en la sala, ha rebajado sus peticiones para toda la rama balear del caso y también para el excontable del Instituto, Marco Antonio Tejeiro.

Así, para el expresidente balear Jaume Matas pide ahora cinco años de prisión —antes eran 11— por malversación y fraude. El fiscal ha destacado que Matas "ha prestado colaboración para el esclarecimiento de los hechos" y "ha revelado datos trascendentes"; además, ha explicado, el jueves consignó 865.000 euros obtenidos por la venta de su palacete en Palma de Mallorca "a los efectos de reparar el daño".

En cuanto a los demás, pide que se sustituyan las peticiones de cárcel, rebajadas, por multas económicas, a las que añade otras multas por cada acusado. De esta forma, a Gonzalo Bernal, exdirector de la Fundación Illesport, le pide en total 8.640 euros; a Miguel Ángel Bonet, exsecretario del Ibatur, y a Juan Carlos Alía, exdirector del Ibatur, les pide a cada uno 3.510 euros; a José Luis Pepote Ballester le pide 10.800 euros.

A Marco Antonio Tejeiro se le retira la acusación de blanqueo de capitales y la petición de dos años de cárcel se quedaría en una sustitución por multa que, en total, sería de 51 meses con cuota diaria 6 euros, es decir, 9.180 euros. Y para Mercedes Coghen, aunque el fiscal también ha rebajado la petición, pide 4,5 años y 3 meses de prisión. Para la rama valenciana, el fiscal mantiene sus peticiones.

Cristina de Borbón: 587.413 euros

En relación a la infanta Cristina, el fiscal ha mantenido su posición inicial ante el tribunal, a la que considera responsable civil a título lucrativo- y señala que ya ha aportado toda la cuantía que se le solicitó, que fueron 587.413 euros.

En la presentación de sus conclusiones ante el tribunal, el fiscal únicamente ha añadido un cambio en relación con la infanta respecto a la petición inicial al indicar que "ha consignado la cantidad total que se le solicitaba en concepto de responsabilidad como partícipe a título lucrativo", ha dicho el fiscal.

Hacienda considera que la cuota presuntamente defraudada por Urdangarin en el IRPF de 2007 fue de 174.575 eurosLa Abogacía del Estado, por su parte, reclama a la infanta un total de 163.462 euros de responsabilidad civil como partícipe a título lucrativo de los bienes con los que se habría lucrado su marido. La cantidad es algo inferior a los 168.571 euros solicitados en el escrito provisional de acusación antes del inicio de juicio, porque la Agencia Tributaria ha rebajado el cálculo de la cuota presuntamente defraudada por Urdangarin.

Hacienda considera que la cuota presuntamente defraudada por Urdangarin en el IRPF de 2007 fue de 174.575 euros (en vez de 182.005 euros) y en el de 2008 de 152.350 euros (en vez de 155.138 euros, que la Abogacía del Estado mantiene como cuota alternativa). Esa rebaja responde a la aplicación de la deducción del 5% de provisiones y gastos de difícil justificación, ha explicado la abogada del Estado Dolores Ripoll.

La Abogacía del Estado ha rebajado además la petición de prisión para Urdangarin, que era de 3 años y 6 meses por cada uno de los dos presuntos delitos de fraude fiscal, y pide ahora 3 años (6 en total). Pide además 3 años para Diego Torres, en vez de 3 años y 6 meses, por considerarle autor de un delito de fraude a Hacienda por una cuota de 380.772, si bien de forma alternativa se sigue manteniendo los 442.968 euros estimados inicialmente.

Manos Limpias: ocho años para la infanta

Por su parte, Manos Limpias ha mantenido su petición de condena de 8 años de prisión para la infanta Cristina como cooperadora en dos presuntos delitos fiscales cometidos por su marido, Iñaki Urdangarin, en sus declaraciones de IRPF de 2007 y 2008.

En la exposición de sus conclusiones, la letrada Virginia López Negrete ha mantenido también su petición respecto a Urdangarin, para quien pedía 26 años y 6 meses de prisión, y para Torres, para quien pedía de 22 años y 6 meses. Ha retirado formalmente la acusación contra Miguel Tejeiro, como ya había indicado al inicio del juicio, y ha rebajado sus peticiones de pena para el excontable Marco Antonio Tejeiro y para Coghen.

En relación con Tejeiro, ha rebajado la petición de pena de 11 años a 12 meses de prisión sustituibles por multa. Además retira la acusación contra él por blanqueo y delito continuado de fraude. Pide para él 12 meses de prisión a sustituir por multas de 3.240 euros, y 5.940 euros. En relación con Coghen, pide 5 años y medio de prisión. También ha rebajado su petición de condena para tres de los acusados de Baleares: Ballester, Bernal y Bonet.