Fernando del Paso recibe el Premio Cervantes
El escritor mexicano Fernando del Paso recibe el Premio Cervantes de la mano del rey Felipe VI. CASA DEL REY / TWITTER

El escritor mexicano Fernando del Paso ha recibido este sábado el Premio Cervantes de manos de Felipe VI, en una solemne ceremonia en el paraninfo de la Universidad de Alcalá de Henares.

El sexto mexicano que recibe el Cervantes ha recogido su galardón desde la silla de ruedas en la que se desplaza, vestido con un traje azul marino con raya diplomática de color rojo y una corbata con los colores de la bandera de España porque, ha dicho, quería llevar al país que le entrega el premio "en su pecho".

Del Paso ha agradecido el premio con la denuncia de la situación actual de su país. "Criticar a mi país en un país extranjero me da vergüenza. Pues bien, me trago esa vergüenza. No denunciarlo, eso sí que me daría aún más vergüenza".

"Las cosas no han cambiado en México sino para empeorar, continúan los atracos, las extorsiones, los secuestros, las desapariciones, los feminicidios, la discriminación, la impunidad y el cinismo", ha señalado Del Paso, que ha subrayado que ha querido aprovechar "este foro internacional para denunciar a los cuatro vientos la aprobación en el Estado de México de la bautizada como Ley Anteco.

Este premio Cervantes es el segundo que ha entregado el rey Felipe VI como monarca "Una ley opresora —ha explicado— que habilita a la policía a apresar e incluso a disparar en manifestaciones y reuniones públicas a quienes atenten, según su criterio, contra la seguridad, el orden público, la integridad, la vida, los bienes... Esto parecería tan solo el principio de un Estado totalitario que no podemos permitir", ha precisado el escritor en un discurso personal y muy emotivo.

"Con un poco de todo, como en botica", como él mismo había anticipado a los periodistas en vísperas de recibir el Premio Cervantes, el narrador, poeta, ensayista y pintor ha articulado su discurso, dedicado a sus padres y a la agente literaria Carmen Balcells, en tres temas: la política, su vida y la literatura.

Fernando del Paso no ha subido al púlpito desde el que habitualmente se lee el discurso, sino que lo ha pronunciado abajo, sentado en una silla de ruedas y junto al público. Y ha leído el discurso con voz suave y delicada ya que se está recuperando de varios infartos cerebrales que le dejaron sin voz.

Este premio Cervantes es el segundo que ha entregado el rey Felipe VI como monarca, aunque ya en dos ocasiones anteriores, en las ediciones de 2011 y 2012, lo hizo en sustitución de su padre cuando don Juan Carlos se encontraba convaleciente.

La entrega del Cervantes, que está dotado con 125.000 euros, constituye uno de los actos centrales del Día del Libro, y, además de los reyes, han asistido a la ceremonia el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy; el ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo; la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, y el líder del PSOE, Pedro Sánchez, entre otros.

Por su parte, los líderes de Podemos, Pablo Iglesias, y Ciudadanos, Albert Rivera, han declinado la invitación recibida a acudir a la ceremonia. El Gobierno había decidido invitar en esta ocasión a líderes "de los principales partidos", debido al "momento político actual" y por tratarse del IV Centenario de la muerte de Miguel de Cervantes.

Actos de homenaje

Del Paso aterrizó el pasado martes en Madrid y desde entonces ha acudido a diversos actos en los que ha sido homenajeado. Uno de los principales fue el depósito el pasado jueves de un legado personal en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes, que permanecerá custodiado hasta el 1 de abril del año 2116, fecha elegida por el autor para su apertura.

Mientras, este pasado viernes 22 de abril, como es tradicional, los salones del Palacio Real se vistieron de gala para acoger el almuerzo que Felipe y Letizia celebraron en honor al Premio Cervantes, al que acudieron más de un centenar de autoridades y representantes del mundo de las letras.

Este mismo día, y con motivo de la celebración del Día del Libro, el escritor mexicano comenzó la tradicional Lectura Continuada del Quijote en el Círculo de Bellas Artes. Tras él, numerosas personalidades del mundo de la cultura, la política, el pensamiento han continuado la lectura.