Spinolestes xenarthrosus
Presentan al Spinolestes xenarthrosus, un fósil de 125 millones de años que aporta "una información sin precedentes". NATURE

Este miércoles se ha presentado en sociedad al Spinolestes xenarthrosus, el fósil de un pequeño mamífero, de entre 25 y 27 centímetros de longitud, similar a un roedor en su aspecto exterior y de 125 millones de años de antigüedad descubierto en el yacimiento de Las Hoyas (Cuenca) en julio de 2011 por un equipo interdisciplinar integrado por investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid, la Universidad de Bonn, la Universidad de Chicago, el CRNS de la Universidad de Rennes y el Museo de las Ciencias de Castilla-La Mancha. El ejemplar aporta "una información sin precedentes en la microestructura del pelo en el Cretácico", según ha indicado Jesús Marugán, representante del departamento de Biología de la UAM.

Se trata de unas estructuras "con forma de nido con una matriz de queratina amorfa y que albergan en su interior pequeños túbulos"

Durante su intervención en el acto de presentación de este ejemplar, Marugán ha añadido que una de las grandes aportaciones de esta pieza es que "permite llegar a un detalle casi sin precedentes en el registro fósil", al alcanzar "la microestructura del pelo", así como a las "estructuras particulares propias de queratina que presenta Spinolestes, como son los escudetes". Se trata de unas estructuras "con forma de nido con una matriz de queratina amorfa y que albergan en su interior pequeños túbulos", ha apuntado.

Junto a ello, también se han descubierto protoespinas, "unas pequeñas estructuras conformadas por túbulos en una estructura hueca", ha detallado el investigador, así como "las células queratinizadas rodeando al folículo, además de las cutículas imbricadas en serie y detalles de la cutícula".

También conocido como el 'ladrón de espinas' o el 'Greco de la paleontología', el Spinolestes xenarthrosus es, según ha confirmado la directora del proyecto I+D de Las Hoyas de la UAM, Ángela Delgado, "el primer mamífero de Las Hoyas, el primer mamífero de esa edad completamente articulado de Europa y el primero a escala mundial donde se puede reconocer a detalle celular cómo es la evolución del pelo".

Es un "caso único en el registro mundial donde se conservan los distintos tipos de pelo, como melena, pelo primario o pelo corto", la misma cantidad y diversidad de pelo que se encuentra "en los mamíferos modernos".

Era un "mamífero bastante moderno y con hábitos excavadores", tenía una mandíbula "muy poderosa con músculos de masticación muy desarrollados", con una "doble articulación entre las vértebras", unas uñas "muy gruesas y robustas" y unos huesos del carpo "de pequeño tamaño y muy engrosados", ha manifestado.

Era un "mamífero bastante moderno y con hábitos excavadores"

Asimismo, el fósil encontrado en Las Hoyas conserva la cavidad torácica, con restos de pulmones, siendo, según ha anunciado Romain Vullo, investigador de la Universidad de Rennes, "la primera vez que tenemos restos fosilizados de este órgano en todo el registro fósil". En la cavidad abdominal se han encontrado restos de hígado y, entre ambas, el diafragma, restos de costillas, bronquiolos y sacos alveolares.

Otra de las peculiaridades de este fósil es que tiene la oreja izquierda "perfectamente preservada", un hallazgo que constituye "la primera evidencia directa de un pabellón auditivo desarrollado y da pistas de cómo pudo morir Spinolestes", que, sin embargo, presenta un "patrón de desarticulación en el cráneo, propio de organismos que se descomponen en ambientes acuáticos poco profundos".

Es, según los investigadores, "un ejemplar único que se va a convertir en un fósil paradigmático en la evolución de los mamíferos, porque confirma que la diversificación de los modos de vida era muy grande en este grupo de mamíferos", pertenecientes al Mesozoico, ya que "son combinaciones de caracteres únicos con modos de vida también muy específicos" y "equivalentes a los de los mamíferos actuales".

En relación a la publicación del hallazgo en la revista Nature, el vicerrector de Personal Docente e Investigador de la UAM, Carlos García de la Vega, ha reconocido que "empieza a ser algo aburrido saber que el grupo de paleontología, de vez en cuando, publique en una de las revistas más importantes y prestigiosas del mundo científico". Por ello, ha esperado que, en Castilla-La Mancha "vuelvan a recuperar impulso, ímpetu y ganas de apoyar a este tipo de investigaciones que, de vez en cuando, dan estas enormes alegrías".

El fósil estará expuesto al público, aunque, paralelamente, continuará el estudio en detalle de este ejemplar para realizar una "cartografía fina con la que avanzar en su patrón evolutivo del pelo en los mamíferos".