Santiago no entra en los planes de expansión de Ikea y la Fnac, las dos multinacionales extranjeras que atraen más a los consumidores españoles.

En el caso del gigante sueco del mueble, la apertura de sendas tiendas en A Coruña, Vigo y Oporto es suficiente, según su dirección general en la Península, para atender la demanda del noroeste.

Y la Fnac, que inaugurará una superficie el 20 de junio en la capital herculina, sólo abrirá otro establecimiento en el sur de Galicia si la facturación en A Coruña supera las previsiones.

La Cámara de Comercio lamenta que el Gobierno local no se esfuerce más por atraer proyectos comerciales.