Cristo, según el pincel de Dalí
Jesucristo en la Cruz, según Dalí. ARCHIVO

Un forense español cuestiona en un libro la base de la fe católica al afirmar que Jesucristo no murió en la cruz.

Lorente mantiene que Jesucristo cayó en un coma de tres días, el tiempo que según el dogma católico estuvo muerto

Según Miguel Lorente, doctor en Medicina y Cirugía, Jesucristo podría no haber muerto en la cruz.

Tampoco en el sepulcro al que fue llevado, según cuenta en 42 Días. Análisis forense de la crucifixión y la resurreción, sino que habría caido en un coma de tres días, para 'resucitar' después.

Lorente, médico forense y profesor en la Universidad de Granada, afirma que Jesucristo sufrió un coma superficial que le llevó a padecer una muerte aparente.

Un coma muy extraño, pero posible

El científico afirma que a Jesús de Nazaret le sobrevino un coma muy extraño, ya que el sufrimiento y tortura de la ejecución en una cruz era casi imposible de soportar, pero no imposible.

Tras tres días, habría experimentado una "resurrección biológica", según su teoría.

Basándose en sus conocimientos forenses, el doctor asegura que al descolgar su cuerpo de la cruz la sangre se distribuyó mejor y se facilitó la respiración.

Sus discípulos habrían identificado como resurrección lo que para Lorente fue un coma.