Los ciudadanos despiden a Adolfo Suárez tras recibir honores políticos y militares

  • La capilla ardiente de Suárez se cerró tras pasar por ella 30.000 personas y poco después el féretro salió del Congreso con honores de Estado.
  • Los ciudadanos aplaudieron y acompañaron al cortejo fúnebre que llevó los restos mortales de Suárez en su último recorrido por Madrid.
  • Un furgón lo llevó hasta la Catedral de Ávila, donde los restos mortales del expresidente recibirán sepultura, junto a los de su mujer, Amparo Illana.
  • Se ha concedido a título póstumo la Medalla de Oro del Senado a Suárez.
  • PERFIL: Adolfo Suárez, el hombre de la "convivencia" española.
El fértro con los restos mortales del expresidente Adolfo Suárez, envuelto en la bandera española, en un armón de artillería tirado por cuatro caballos.
El fértro con los restos mortales del expresidente Adolfo Suárez, envuelto en la bandera española, en un armón de artillería tirado por cuatro caballos.
Sergio Barrenechea / EFE

Más de 30.000 personas visitaron la capilla ardiente instalada en la sede del Congreso de los Diputados, en Madrid, para homenajear al fallecido ex presidente del Gobierno español Adolfo Suárez, informaron fuentes oficiales, antes de que el féretro con sus restos mortales saliera del Congreso con honores y escolta militar, para hacer un recorrido por Madrid antes de viajar a Ávila, donde será enterrado.

La capilla reabrió este martes sobre las siete de la mañana, una hora antes de lo previsto, para dar entrada a los ciudadanos que, pese al frío de la madrugada, esperaban poder dar el último adiós al expresidente del Gobierno. Una larga cola de ciudadanos esperaban en la Carrera de San Jerónimo para poder entrar al Salón de Pasos Perdidos donde se encuentra el féretro del expresidente Suárez.

La capilla ardiente se había cerrado a las 02.18 de la madrugada por expreso deseo de la familia, tras entrar esta madrugada la última persona que se encontraba en la cola, formada el lunes por miles de ciudadanos. La familia decidió retirarse a descansar para volver este martes a primera hora a la capilla ardiente.

La familia Suárez se reincorporaba a las 8.00 horas, tras un descanso de poco más de cinco horas, entre ellos los hijos de Suárez, Adolfo y Javier, así como la mujer del primero y los hijos de ambos. También velaron el féretro desde primera hora amigos de la familia como el torero José Padilla, mientras que continuaba el goteo de ciudadanos que acudíana dar su último adiós al primer presidente de la democracia.

A la capilla, repleta de coronas de flores y de ramos aportados por los visitantes, también se incorporaron diputados de los diferentes grupos representados en la Cámara.

El presidente del Congreso, Jesús Posada, uno de los colaborares de Suárez durante su mandato, aseguró a los periodistas que está "orgulloso de la imagen de unidad y consenso" que se ha dado por todas las fuerzas políticas en torno a la figura de Suárez.

Último viaje

A eso de las once de la mañana comenzaba el último viaje del expresidente del Gobierno, el que le llevará a la catedral de Ávila, donde será enterrado junto a los restos mortales de su esposa. El féretro ha sido depositado sobre un armón de artillería y, seguido a pie por la familia y las autoridades, ha iniciado el recorrido por la Plaza de Cánovas del Castillo (Neptuno) y el Paseo del Prado, hasta llegar a la plaza de Cibeles.

Por la escalinata de la Puerta de los Leones, donde se han colocado las numerosas autoridades presentes en este acto y la familia del expresidente, ha salido el féretro de Suárez al son de música fúnebre, portado por un piquete de honor y en presencia de compañías de los tres ejércitos y de la Guardia Civil.

El piquete, formado por diez soldados del Regimiento Inmemorial del Ejército de Tierra, se ha parado en la escalinata del Congreso para escuchar el himno nacional. Al acabar este, el respetuoso silencio se ha tornado en numerosos aplausos de la multitud congregada en la Carrera de San Jerónimo, y se ha iniciado el desfile militar que rinde honores de Estado a Adolfo Suárez.

Tras el féretro, un soldado del Ejército del Aire portaba el Toisón de Oro que concedió el Rey a Suárez y un marinero lleva el Collar de la Real y Distinguida Orden Española de Carlos III, otorgada este lunes a título póstumo.

El pueblo de Madrid daba su último adiós al expresidente Adolfo Suárez en la céntrica Plaza de Cibeles, en un acto con honores militares y en presencia de miles de ciudadanos que se acercaron hasta allí para rendirle homenaje.

La compañía que escoltaba el cortejo, del Ejército de Tierra, ha dado el toque de oración y la descarga de fusilería en honor al expresidente, que ha terminado con los aplausos del público. Después, la misma compañía, al son de música militar, ha desfilado por última vez ante el féretro de Adolfo Suárez

Tras la salida de las tropas, el ataúd con los restos mortales del primer presidente de la democracia ha sido llevado hasta un coche fúnebre que lo trasladará a Ávila, en cuya catedral será enterrado hoy junto a su mujer, Amparo Illana. A su partida, el coche fúnebre y el cortejo con la familia en otros vehículos han sido despedidos por el aplauso de los ciudadanos y también de las autoridades presentes.

Entre dichas autoridades, han estado en esta última despedida el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, los presidentes del Congreso, Jesús Posada, y del Senado, Pío García Escudero, la mayor parte de los ministros del Ejecutivo y numerosos presidentes autonómicos. Cerca de las dos de la tarde el coche fúnebre llegaba a la catedral de Ávila, donde estaba previsto que se realizara el funeral y en sepelio.

Medalla de oro del Senado

La Mesa del Senado ha acordado conceder a título póstumo la Medalla de Oro de la Cámara alta a Suárez. La Medalla de Oro del Senado es la máxima distinción de la institución y se concede por acuerdo unánime de la Mesa de la Cámara.

Además de a Adolfo Suárez, la Cámara alta ha concedido la Medalla de Oro al también expresidente del Gobierno fallecido Leopoldo Calvo Sotelo y a todos los presidentes del Senado, así como a personalidades de diversa índole, como los "padres de la Constitución" Gabriel Cisneros y Jordi Solé Tura, el misionero Vicente Ferrer, el escritor Francisco Ayala y el profesor Jesús Neira.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento