Serbia, absuelta del genocidio de Srebrenica, donde murieron 8.000
Una experta forense de la Comisión Internacional para las Personas Desaparecidas (ICMP) trabaja en el reconocimiento de una de las víctimas de la masacre de 1995. (Reuters).
La Corte Internacional de Justicia (CIJ), máxima autoridad legal de Naciones Unidas, sentenció ayer que sí hubo genocidio en la ciudad bosnia de Srebrenica en 1995, donde murieron 8.000 personas, la mayoría varones musulmanes. Sin embargo, este organismo legal exime a Serbia de cualquier responsabilidad legal y complicidad directa con la barbarie, aunque en la lectura del fallo realizada por la presidenta de la Corte, Rosalyn Higgings, la CIJ culpa al país de no haber actuado para prevenir la masacre ni castigar a sus culpables, como recoge la Convención contra el Genocidio de 1948. La CIJ reclamó a Bosnia que colabore con el Tribunal  Penal Internacional para la Antigua Yugoslavia (TPIY).

Bosnia demandó a la CIJ que se posicionara después de haber acusado a Serbia y Montenegro de violar la Convención contra el Genocidio durante la guerra civil bosnia donde murieron unas 200.000 personas. En julio de 1995 las tropas serbobosnias tomaron Srebrenica, a pesar de ser considerada por la ONU una «zona segura» que desde 1993 estaba bajo protección de la considerada Fuerzas de Paz de las Naciones Unidas.