El profesor Pablo Andrés Velásquez Castillo informó de que esta práctica contará un 5 por ciento de la nota final de la asignatura cuatrimestral "Fundamentos de Ciencia de los Materiales", cuya última clase será mañana.

Por eso, los 98 alumnos están citados mañana entre las 15.30 y las 17.00 horas para lanzar los aparatos que hayan ideado desde la última planta (la cuarta) del edificio Altabix de la UMH, en el campus de Elche.

Velásquez indicó que ha decidido repetir esta práctica después de que los alumnos del año pasado demostraran ser "increíblemente ingeniosos", dado que sólo el diez por ciento de los huevos se rompió al llegar al suelo.

Explicó que esta idea tiene como objetivo que los estudiantes "usen los conocimientos" que adquieren durante las clases para confeccionar "artilugios" capaces de contener y preservar su contenido, en este caso un huevo.

Aunque prefirió no detallar cómo se las ingeniaron los alumnos del pasado año para tener éxito en la prueba y sumar un 5 por ciento de nota a su calificación final, el docente dijo que uno de los artilugios consistió en pegar al huevo pequeños globos inflados.