Prima riesgo
Gráfica de evolución de la prima de riesgo. Zipi / EFE

El retroceso de las plazas internacionales y la caída de algunos de los grandes valores ha condicionado este miércoles la bajada de la Bolsa española, que ha perdido el 0,37%, pero ha mantenido el nivel de 7.300 puntos. Mientras la prima de riesgo bajaba de 514 a 508 puntos básicos, el índice de referencia de la Bolsa española, el IBEX 35, bajó 27,50 puntos, el 0,37%, 7.306 puntos. Las pérdidas anuales se sitúan en el 14,71%.

En Europa, con el euro en 1,253 dólares, sólo subió Fráncfort, el 0,11%, en tanto que Londres cayó el 0,56%; París, el 0,51%; Milán, el 0,33%, y Londres, el 0,56%. La moderada subida inicial de la bolsa española duró apenas media hora porque la rebaja de las previsiones de crecimiento en Alemania -el Instituto Alemán de Estudios Económicos (DIW) redujo una décima el PIB del tercer trimestre, hasta el 0,2 por ciento- y las ventas de deuda situaban al mercado por debajo de 7.300 puntos.

El presidente del BCE justificó este miércoles el uso de medidas expcecionales para calmar los mercadosLa subasta de mañana de deuda a largo plazo en Italia y los 5.000 millones de la ayuda solicitada por Cataluña seguían afectando al mercado de bonos, donde la prima de riesgo subía a 525 puntos básicos y la rentabilidad de las obligaciones a diez años crecía al 6,55 por ciento. Mientras la bolsa discurría alrededor de los 7.300 puntos se conocía que en Grecia no se había alcanzado un acuerdo para recortar 11.600 millones de euros.

Además, el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, justificaba el uso de medidas excepcionales para el buen funcionamiento de la política monetaria, e Italia colocaba 9.000 millones de euros en bonos a seis meses. Antes de la publicación del PIB estadounidense del segundo trimestre, el ministro de Economía, Luis de Guindos, rechazó que se estén negociando ajustes adicionales a cambio de la ayuda del BCE en el mercado de deuda, al tiempo que negaba que el "banco malo" vaya a tener costes para los contribuyentes.

Con la revisión del PIB estadounidense, que creció el 1,7%, dos décimas más de lo publicado inicialmente, la bolsa española recuperó el nivel de 7.300 puntos y estuvo a punto de escapar de las pérdidas. Wall Street comenzaba la jornada con pequeñas ganancias y la canciller alemana, Angela Merkel, tras recibir al primer ministro italiano, Mario Monti, volvía a oponerse a conceder ficha bancaria al fondo de rescate europeo.

El aumento del 2,4 por ciento de las ventas pendientes de casas en los Estados Unidos en julio servía para que la bolsa continuara intentando escapar de las pérdidas. Al final de la sesión, después de volver a perder el nivel de 7.300 puntos por el cambio de rumbo de Wall Street, el mercado nacional consiguió recuperarlo.