El juez del 'caso Palma Arena' retira la fianza de 2,5 millones de euros a Jaume Matas

  • Matas fue condenado a seis años de cárcel por varios delitos de corrupción.
  • El juez José Castro traslada 500.000 euros a la Audiencia de Palma para cubrir posibles responsabilidades civiles.
  • Cada 15 días, el expresidente balear tiene que comparecer ante el juez.
  • Otros tres imputados quedan sin fianza.
  • Las claves del caso contra Jaume Matas.
Imagen de archivo del expresidente balear Jaume Matas.
Imagen de archivo del expresidente balear Jaume Matas.
ARCHIVO

El juez del 'caso Palma Arena', José Castro, ha retirado la fianza penal de 2,5 millones de euros que pesaba contra el expresidente balear Jaume Matas al considerar "que ya no se dan las condiciones para mantenerla", según ha informado este viernes el Tribunal Superior de Justicia en un comunicado.

El magistrado considera innecesaria mantener la fianza penal al expresidente Jaume Matas porque, durante los dos años que han pasado desde que se fijó, el exmandatario ha cumplido con su obligación de comparecer cada quince días y ha acudido puntualmente a sus citaciones judiciales.  Por eso, anula de oficio la fianza de 2,5 millones que pesaba sobre Matas para no ingresar en prisión y traslada 500.000 euros de ese dinero a la Audiencia de Palma para cubrir las posibles responsabilidades civiles de la condena a seis años de cárcel impuesta por este tribunal.

El abogado del expresidente, Antonio Alberca, le había pedido que se sustituyera por una fianza hipotecaria, en vista de que el próximo día 25 está fijada la subasta pública del palacete que Matas tiene en Palma debido a que no ha pagado los intereses del préstamo que recibió del Banco de Valencia para abonar la fianza en metálico.

Castro argumenta que la fianza es una medida excepcional y que debe durar el tiempo imprescindible, que la Audiencia ya rebajó en su día la fianza de tres a 2,5 millones, que Matas "ha venido escrupulosamente sometiéndose al control judicial sin oponer reparo alguno" y que la medida deviene innecesaria cuanto más tiempo transcurre desde que se fija.

El juez también tiene en cuenta la próxima subasta de tres inmuebles de Matas y explica que de no anularse la fianza el daño a su patrimonio sería "irreparable". Señala asimismo en el auto que Matas pudo en su día haber evitado la subasta si hubiera constituido una fianza hipotecaria sobre sus bienes en lugar de pedir un préstamo al banco y pagarla en metálico.

"Suficiente garantía"

Castro deja a la Audiencia la competencia para decidir qué hacer con los 500.000 euros de fianza relativos a la pieza juzgada por el tribunal y, en este sentido, apunta que esta condena podría representar un "riesgo añadido" ya que Matas podría intentar no cumplirla. Para Castro, es la Audiencia quien debe decidir sobre ese "plus de riesgo".

De esta manera, el juez considera "suficiente garantía" de cara a que Matas pueda intentar huir de la Justicia mantener la prohibición de abandonar el país, la retirada de su pasaporte y las presentaciones quincenales que viene haciendo.

Castro también retira la fianza a otros tres imputados en la causa: el exconcejal del PP de Palma Rafael Durán, el ex director general de Deportes José Luis 'Pepote' Ballester y el jefe de obras de la UTE constructora del pabellón ciclista Palma Arena Miguel Ángel Rodríguez.

El pasado 20 de marzo, la Audiencia Provincial de Palma condenó a Jaume Matas a penas que suman seis años de prisión por varios delitos de corrupción al haber beneficiado fraudulentamente con dinero público al periodista que le escribía los discursos, Antonio Alemany, sentenciado a una pena de tres años y nueve meses de cárcel

Matas no ha ingresado en prisión porque el fiscal anticorrupción no ha visto riesgo de fuga y cree suficientes las medidas cautelares que pesan sobre él. Esta es la primera sentencia del 'caso Palma Arena', una causa dividida en 26 piezas sobre corrupción en la que Matas está imputado en una veintena, entre ellas la investigación del Instituto Nóos, que fue presidido por Iñaki Urdangarin.

Matas, que es el cuarto presidente autonómico condenado por corrupción, fue responsable del Govern balear entre los años 1996-1999 y 2003-2007 y ministro de Medio Ambiente de 2000 a 2003.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento