El Congreso debatirá una iniciativa para que el Gobierno participe en un proyecto de protección de los simios

El Congreso debatirá una iniciativa socialista en la que se pedirá al Gobierno su adhesión al proyecto internacional "Gran Simio" y que promueva actuaciones para evitar el maltrato, la esclavitud y la tortura de estos animales y actuaciones para evitar su extinción.
El gorila macho Ivo en el zoo de Berlín. (Archivo)
El gorila macho Ivo en el zoo de Berlín. (Archivo)
Archivo

Los responsables en España del Proyecto Gran Simio presentaron el martes en el Congreso los objetivos de este programa internacional, en una comparecencia conjunta con el diputado de Los Verdes Francisco Garrido, adscrito al grupo socialista.

Tergiversaciones

Garrido, quien denunció las "tergiversaciones interesadas" que de la propuesta han hecho algunas personas o colectivos, informó de que la iniciativa ha sido apoyada por varias sociedades científicas y universidades españolas y extranjeras.

El Proyecto Gran Simio parte de la similitud de los grandes primates (chimpancés, orangutanes, bonobos y gorilas) con los seres humanos.

Además, persigue una declaración de la ONU que garantice el derecho a la vida, la protección de la libertad individual y prohíba la tortura de estos animales.

Parentesco con los humanos

El presidente del Proyecto Gran Simio en España, Joaquín Araujo, consideró que por su parentesco con los seres humanos la protección de estos primates es "una responsabilidad ética".

"Le duela a quien le duela, los seres humanos somos grandes simios", dijo.

Lamentó que algunas personas y sectores hayan buscado en el Proyecto y en la iniciativa parlamentaria del diputado Francisco Garrido comparaciones "disparatadas" o "ridículas".

Le duela a quien le duela, los seres humanos somos grandes simios

Amenazas

El secretario general del Proyecto Gran Simio en España, Pedro Pozas, informó de que las principales amenazas de los grandes simios son la destrucción de sus hábitats, la caza y el tráfico de especies y la deforestación.

De hecho, señaló que la ONU ha alertado de que el ritmo actual de deforestación propiciará su extinción total en el año 2032.

En España

Garrido y los responsables de Gran Simio abogaron por la aprobación en España de una ley que garantice sus derechos y por que se prohíba su utilización en espectáculos.

Asimismo, se pretende que se cree un centro idóneo para que vivan los que son decomisados y que se apoyen iniciativas en aquellos países (un total de 23) en los que todavía viven los grandes simios.

Maltratos

Denunciaron el maltrato que sufren estos primates y observaron que en muchas ocasiones son castrados, desdentados e intervenidos para eliminar sus cuerdas vocales.

Así, insistieron en que el maltrato de animales debe ser erradicado en todas sus formas, incidieron en las especiales connotaciones que tienen cuando afectan a una especie que guarda un parentesco "tan cercano" al ser humano.

Insistieron en que los científicos han demostrado que los grandes simios tienen capacidades que antes se consideraban exclusivas del ser humano.

Entre éstas, citaron el establecimiento de relaciones familiares estables y duraderas (hasta niveles madre-hijo-nieto), la planificación del futuro, el sufrimiento por el dolor o la pérdida de seres queridos o el mantenimiento de relaciones sexuales no promiscuas.

El portavoz parlamentario del PSOE, Diego López Garrido, observó que en la propuesta no se apuesta por reconocer derechos humanos a los simios, sino por adherirse a un proyecto científico internacional "encomiable".

Diego López Garrido denunció las interpretaciones de quienes han pretendido "deformar" el sentido original de la iniciativa y constató el apoyo de los socialistas a todas las iniciativas que persigan el buen trato del planeta y de la naturaleza.

         NOTICIAS ANTERIORES

Mostrar comentarios

Códigos Descuento