Un hombre cambia legalmente su género para pagar menos en el seguro de coche: "No quiero ridiculizar los derechos trans"

Un conductor, en una imagen de archivo.
Imagen de archivo de un hombre conduciendo.
EUROPA PRESS

En plena lucha por los derechos de las personas trans y tras un 2020 muy marcado por la visibilidad trans, aún sigue habiendo personas que aprovechan según qué términos y elementos legales para su beneficio tirando por tierra muchos años de lucha del colectivo LGTBI.

Es el caso de un joven anónimo de 23 años de la provincia de Alberta, Canadá, que concedió una entrevista con el medio canadiense CBC en la que utilizaron como nombre David. "Me he aprovechado de una laguna jurídica", aseguró él.

Y es que este hombre se quería comprar un Chevrolet Cruze, pero sabía que el precio del seguro de coche le saldría muy caro. Unos 4.500 dólares canadienses (unos 2.888 euros) al año, ya que tenía un accidente y varias multas en su historial.

Entonces, a David se le ocurrió preguntar a su asesora cuánto le costaría si fuera mujer, y ella le respondió que 3.400 dólares (unos 2.200 euros). "Eso me enfadó bastante. No tenía ganas de que me jodieran más", explicó.

Esta práctica se debe a que determinadas aseguradoras tienen en cuenta el género del mismo modo que la edad o el lugar de residencia debido al menor índice de siniestralidad de las mujeres. Sin embargo, este hecho "se consideró discriminatorio" y en 2012 el Tribunal de Justicia de la Unión Europea lo prohibió, pero en países como Canadá existe.

Como David no podía cambiar simplemente su género en el carné de conducir, se informó sobre los pasos que tendría que seguir para cambiar de género legalmente y así ahorrarse 1.100 dólares al año. Según contó, siguió los requisitos de las leyes canadienses, que establecen que solo necesitaba un documento del médico en el que pusiera que se identificaba como mujer: "Era bastante simple. Básicamente se lo pedí y me escribió la carta que necesitaba".

"Me sentí como si hubiera ganado", aseguró el joven, quien consiguió un nuevo certificado de nacimiento en el que ponía que era mujer. "Estaba bastante sorprendido, pero también aliviado. Sentí que había ganado al sistema". Con estos cambios, consiguió la rebaja que buscaba en su seguro del coche: "Soy un hombre 100%, pero legalmente soy una mujer".

"No lo hice para criticar los derechos trans"

A pesar de mostrarse contento con su precio más barato, David asegura ser consciente de que este cambio legal es para personas que modifican su certificado de nacimiento para que corresponda con quienes de verdad son.

Aun así, él destacó que su objetivo eran las compañías de seguros, no las personas trans. "No lo hice para destacar lo fácil que es cambiar de género", dijo. "Ni lo hice para criticar o ridiculizar los derecho de los trans o del colectivo LGTBI".

Por su parte, Steve Kee, protavoz de la Oficina de Seguros de Canadá, dijo que es consciente de que hay casos de personas que cambian su género para conseguir un seguro más barato, aunque desconoce la frecuencia con la que sucede. Pero también quiso destacar que estos cambios de documentos "han de ser sinceros", pues si no, es "una reclamación fraudulenta que podría afectar a la persona en cualquier otro aspecto de su vida".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento