El expresidente del FC Barcelona Sandro Rosell ha sido absuelto del caso de blanqueo y reparto de comisiones recibidas por la Confederación Brasileña de Fútbol.

La Audiencia Nacional ha aplicado el principio de "in dubio pro reo" (en caso de duda, se fallará a favor del acusado) para poner fin al calvario del exmandatario, que ha pasado en prisión preventiva dos años.

Rosell siempre negó que hubiera blanqueado comisiones que presuntamente recibió por parte de Ricardo Teixeira, ex máximo mandatario del fútbol brasileño. Se especulaba con que el expresidente azulgrana se había quedado con unos 6.5 millones, aunque él siempre lo negó.

Ingresó en prisión en mayo de 2017 y salió el pasado mes de febrero. Se pedían para él seis años más de cárcel.