Cientos de personas corriendo en Valencia durante una maratón
Cientos de personas corriendo en Valencia durante una maratón. Maratón Valencia Trinidad Alfonso.

Correr está de moda. Tan solo hay que salir de casa para darse cuenta. Ver a gente correr por las calles o los parques principales de cualquier ciudad es ya una estampa habitual.

Al igual que por las zonas de playa o montaña. No importa si es de día o de noche, laborable o festivo. La fiebre runner no entiende de horarios ni de calendarios. Estamos ante un fenómeno social convertido para muchos en un estilo de vida.

Según el anuario de estadísticas deportivas realizado por el Ministerio de Educación, Cultura y deporte, en 2015, la carrera a pie o running es la segunda modalidad deportiva en términos semanales más practicada por los españoles.

1.000 carreras populares se celebran al año en toda la Comunidad Valenciana

¿A qué se debe este fenómeno? Tal y como explica Patricia Ramírez, psicóloga del deporte y de la salud, ''correr nos aporta muchos beneficios relacionados con el bienestar y la salud. 1.000 carreras populares se celebran al año en toda la Comunidad Valenciana. Liberamos endorfinas, controlamos el sistema nervioso simpático que es el que se activa cuando tenemos ansiedad o estrés, favorece el descanso reparador, mejora la autoestima de las personas en sentido positivo ya que te sientes más enérgico y atractivo, y además ayuda a perder peso. Asimismo el running funciona como una red social pero natural ya que empatizas con el compañero con el que corres o con la misma gente que te cruzas por el camino. En general son muchos los beneficios y la gente los aprecia y los valora. Además, correr es fácil y pocas excusas podemos poner para no hacerlo''.

Para Paco Borao, presidente del club Correcaminos y presidente de AIMS, la asociación internacional de maratones que fomenta el running a nivel mundial ''el furor por este deporte se debe en parte a que es bueno, bonito y barato. Bueno porque está comprobado que el ejercicio es la mejor píldora para la salud, bonito porque puedes correr por sitios tranquilos, sin tráfico, como por ejemplo el cauce del río Turia donde puedes disfrutar del verde y del clima, y  barato porque por ejemplo con unas zapatillas  puedes correr casi dos años, siempre que seas un atleta popular. Por otra parte, el running tiene otro aliciente, y es que lo puedes practicar a cualquier edad, cosa que no ocurre por ejemplo con el rugby o el fútbol'', comenta.

En los últimos  años casi se ha triplicado el número de personas que han optado por practicar este tipo de deporte. Desde la empresa SportPanel calculan que en España hay cinco millones de corredores, de los cuales tres millones son casi habituales.

La venta de zapatillas deportivas creció un 47% en 2009, año en que más se sintió la crisis económica

Parte de culpa la puede haber tenido la crisis económica y el estilo de vida ajetreado de la sociedad en que vivimos. Salir a correr es una válvula de escape para, por ejemplo, despejar la mente de aspectos relacionados con el trabajo.

Para Patricia Ramírez, ''practicar actividades como por ejemplo el running y vivir momentos con sentido, te enfoca en el bienestar. A veces no se trata de eliminar la ansiedad o de quitar la tristeza, sino de llenar tu vida de pequeños momentos, de pequeños placeres que equilibren el ritmo frenético al que a veces te ves sometido hoy en día'', afirma.

Las nuevas tecnologías también pueden haber influido en la moda del running. El uso de las redes sociales y las aplicaciones para monitorizar todos los entrenamientos (strava, endomondo, runtastic...) han servido ''para que la gente grite al cibermundo que ha hecho tal o cual hazaña, y el prójimo, que no quiere ser menos y le gusta imitar, intenta ese reto que su familiar o amigo ha logrado'', afirma Germán Pardo de AGM Entrenadores.

Hablamos de un deporte que se puede practicar de forma individual en un tiempo más o menos razonable, y que es barato: solo requiere ropa y zapatillas adecuadas para evitar lesiones.

El éxito en cifras

Ahora bien, que sea un deporte barato de practicar no significa que no sea rentable para una industria que ha visto multiplicar sus ingresos en los últimos años. Según datos facilitados por la firma SportPanel, en productos de running, el sector deportivo español vendió en todo 2015 hasta 378 millones de euros, un 4,5% más que el año anterior.

En total representan el 10,44% de la facturación total de productos deportivos. En calzado se vendió el 58,37%, en textil el 26,12% y en accesorios el 15,51%. El calzado técnico de running representa el 13,25 % sobre el total de pares de calzado deportivo vendido a lo largo de 2015.

378 millones de euros vendió el sector deportivo español en 2015, un 4,5% más que el año anterior

''En el año 2009, en plena crisis,  la venta de zapatillas deportivas para correr creció un 47%. El calzado es sin duda  la base de la fortaleza para la industria del running. Las grandes marcas luchan por potenciar su expansión a nivel textil y de accesorios, ya que el crecimiento no es paraleo al calzado'', asegura Jaume Ferrer, gerente de SportPanel.

Ferrer considera que ''el gran boom del running ha llegado a niveles máximos y el mercado tendrá a partir de ahora crecimientos más normales. 378 millones de euros vendió el sector deportivo español en 2015, un 4,5% más que el año anterior. Si viene una época de bonanza y aumenta el consumo, es probable que el running baje porque en España no tenemos gran cultura deportiva''. Con todas estas cifras de ventas espectaculares, tampoco resulta extraño que se haya disparado el número de maratones y carreras populares, ya sean solidarias, festivas, por la ciudad o en montaña.

''En la Comunidad Valenciana habrá cerca de mil carreras populares al año. Es una cifra muy elevada. En los últimos diez años se habrá multiplicado por tres o cuatro el número de pruebas, lo que da fe de que es un deporte que gana adeptos'', asegura Paco Borao, uno de los padres del Maratón de Valencia.

Un número elevado de citas deportivas que generan ilusión entre los corredores y negocio, por ejemplo, para tiendas deportivas,agencias de viajes , empresas organizadoras o entrenadores personales.

''Los profesionales que llevamos muchos años en esto del running sí que hemos notado ese aumento en la demanda de nuestros servicios. Los corredores buscan, entre otras cosas, optimizar su tiempo y sus esfuerzos, mejorar con sus marcas o evolucionar como runners. El entrenador también ofrece otros muchos beneficios,  sirve para minimizar el riesgo de lesiones y sacar el mejor partido de tus posibilidades teniendo en cuenta las variables de tu entorno: familia, trabajo, aptitudes deportivas o motivación'', asegura Germán Pardo, entrenador nacional de triatlón.

5 millones de personas practican este deporte en EspañaLos servicios de un entrenador personal oscilan entre los 20 y los 60 euros por preparar un plan de entrenamiento personalizado para una prueba u objetivo, pero sin clases presenciales.

En función del grado de personalización del plan, mayor es el coste del servicio. Por otro lado, es importante contar con un entrenador titulado y con experiencia.