El centrocampista holandés Hedwiges Maduro aseguró durante su presentación como jugador del Valencia que se encuentra en perfectas condiciones para empezar a jugar, ya que su principal virtud es su técnica, y que confía en reforzar al equipo.

"Soy muy táctico y aporto fuerza al centro del campo. Técnicamente soy fuerte y por eso puedo reforzar al equipo", afirmó el internacional holandés, de 22 años, que llega procedente del Ajax y que se ha comprometido con el Valencia para lo que resta de temporada y otras cuatro campañas más. Es el segundo fichaje invernal tras Banega.

El futbolista, que ha sido doce veces internacional con la selección absoluta de su país y se proclamó campeón de Europa con la sub'21 en 2007, aseguró que, aunque puede jugar en la defensa, prefiere hacerlo en el medio campo. "Es donde mejor puedo desplegar mis cualidades", argumentó.

"Mi condición física es buena pero habría que preguntarle al técnico. Puedo jugar ya aunque quizá para este miércoles -en Copa del Rey- sería muy pronto", afirmó.

Un sueño convertido en realidad

"Jugar en el Valencia es un sueño para mí como también lo es jugar en España. Hace años pude venir, pero era demasiado joven y desde entonces tenía el sueño de venir al Valencia", comentó el centrocampista, que nació en Almere el 13 de febrero de 1985, mide 1'85 y pesa 79 kilos.

El futbolista negó que llegara con presión por el hecho de recalar en un equipo que atraviesa una mala trayectoria y al contrario, aseguró que confiaba en que podrían salir de la crisis por la calidad del Valencia.

"No siento presión. El Valencia es un equipo con calidad y yo me siento con confianza y tengo confianza en que podemos ganar. El Valencia tiene muy buenos jugadores y creo que podremos conseguirlo", indicó.