Iker Casillas cumple hoy, 20 de mayo, 38 años. Seguramente es el cumpleaños más feliz de su vida. Mayo suele ser el mes de los finales de temporada, en el que el guardameta de Móstoles coleccionó numerosos títulos, pero ninguno tan especial como éste después de haber superado el infarto de miocardio que sufrió durante un entrenamiento del Oporto el pasado 1 de mayo.

Mientras la prensa portuguesa da por hecha su retirada, Iker reivindica su derecho a "anunciarla cuando llegue". Sí parece claro que el club portugués está dispuesto a ofrecerle un cargo dentro del club, tarde o temprano, cuando dicho anuncio sea efectivo. De momento, Iker, junto a Sara Carbonero y sus hijos, festeja el regreso a la normalidad.La pareja aún no ha decidido si su futuro estará en Oporto, donde se han adaptado fenomenal a la vida en el país, o regresarán a su casa de La Finca en Madrid. Su vida ahora consiste en pasear y descansar. Sigue viendo fútbol, pasa mucho tiempo con sus hijos y después de la última revisión está un poco más tranquilo porque todo marcha bien.

El Mono Burgos, segundo entrenador del Atlético y ex portero, propuso que el día 20 de mayo se conmemore 'El día del Portero' en honor a la peculiaridad de esa demarcación, unida a la figura sin parangón de Casillas. No es la única propuesta que se ha hecho en torno a Iker. Manolo Lama ha propuesto, tanto en Gol como en Cope, que el próximo partido de la Selección Española frente a Suecia, el próximo 10 de junio, se convierta en un homenaje del Santiago Bernabéu a Iker, el meta que tan bien defendió al Real Madrid y a la Selección y que no tuvo la despedida soñada de la afición madridista.