Gebreselassie
El atleta etíope Haile Gebreselassie, en una imagen de archivo. ARCHIVO

El atleta Halie Gebrselassie gana el Premio Príncipe de Asturias de los Deportes 2011 tras imponerse en la votación final del jurado, reunido en Oviedo, al futbolista Raúl González.

Haile Gebreselassie llegó a la final junto a Raúl González, el equipo español de natación sincronizada, los alpinistas Edurne Pasaban y Reinhold Messner, así como la ciclista francesa Jeannie Longo, y sucede en el palmarés a la selección española de fútbol, que vio recompensado su Campeonato del Mundo de Sudáfrica 2010.

El premio está dotado con 50.000 euros

En total 19 candidaturas de 11 países -Argentina, Australia, Bolivia, Estados Unidos, Etiopía, Francia, Italia, Líbano, República Dominicana, Reino Unido y España- optaban al Premio en esta edición de 2011.

Se quedaron fuera de la 'final' la atleta palentina Marta Domínguez, el ciclista Óscar Freire, la regata Oxford-Cambridge, así como el exgolfista Jack Nicklaus, el equipo español de Copa Davis o el surfista estadounidense Robert Kelly Slater, entre otros.

El jurado está presidido la extenista Arantxa Sánchez Vicario y lo componen una treintena de personalidades, caso del exsecretario de Estado para el Deporte Jaime Lissavetzky; el presidente del Comité Olímpico y Paralímpico Español, Alejandro Blanco y Miguel Carballeda,  respectivamente; el miembro español del COI Juan Antonio Samaranch Salisachs, exdeportistas como Enrique Castro 'Quini' y los responsables de Deportes de algunos medios de comunicación.

El premio está dotado con 50.000 euros, la escultura creada y donada expresamente por Joan Miró para estos galardones, un diploma y una insignia acreditativos.

Los Premios Príncipe de Asturias están destinados, según los Estatutos de la Fundación, a galardonar "la labor científica, técnica, cultural, social y humana realizada por personas, instituciones, grupos de personas o de instituciones en el ámbito internacional". Dentro de este espíritu, podrán ser candidatos al Premio Príncipe de Asturias de los Deportes aquellos que, "además de la ejemplaridad de su vida y obra, hayan conseguido nuevas metas en la lucha del hombre por superarse a sí mismo y contribuido con su esfuerzo, de manera extraordinaria, al perfeccionamiento, cultivo, promoción o difusión de los deportes".