Pedro Sánchez y la selección española femenina sub17
Pedro Sánchez, junto a algunas componentes de la selección española femenina sub17 y su entrenadora, Toña Is. EFE

Con Luis Rubiales a la cabeza, las componentes de la selección española femenina sub17 de fútbol que se proclamaron campeonas del mundo recientemente han sido recibidas por las autoridades políticas del país este jueves.

En medio de las polémicas con el relator de Cataluña, el 'Manual de resistencia' del Presidente o la huelga de los taxis, tanto las presidencias del Congreso, del Gobierno y de la Comunidad de Madrid han hecho un alto en sus quehaceres para homenajear a las jóvenes que dirige Toña Is.

La primera parada fue en el Congreso de los Diputados, donde Ana Pastor les enseñó a las jóvenes el hemiciclo y tanto ella como Marta Rivera, presidenta de la Comisión de Cultura y Deporte, fueron obsequiadas con sendas camisetas que no dudaron en ponerse.

A continuación fueron a la Moncloa, donde Pedro Sánchez las recibió para darles la enhorabuena por el título logrado ante México. El presidente Sánchez elogió el esfuerzo de las jugadoras y destacó que transmiten "tantos valores positivos, que es imposible no participar en su entusiasmo", además de mostrarse "orgulloso" de un colectivo que transmite "al mundo las virtudes de la sociedad española".

En este sentido, Sánchez aseguró que están trabajando para que la sociedad "valore más a las mujeres y que se rompa el muro de la indiferencia". "Se os debe reconocer. Lo ha empezado a hacer la sociedad y lo tienen que hacer las instituciones públicas. El deporte femenino no debe estar escondido", aseguró, contundente.

Por último, llegó el turno a la visita a la Puerta del Sol, para que Ángel Garrido, presidente de la Comunidad de Madrid, les diese la enhorabuena. Tras el acto protocolario, Cata Coll, capitana de este equipo y una de las líderes del futuro, habló ante los medios de comunicación para epdir más visibilidad e igualdad.

"Ojalá algún día podamos vivir de esto. Todas las chicas que estamos en primera estudiamos algo, a lo mejor con 35 años se ha acabado (tu carrera deportiva) y tienes que tener un trabajo y estudiar para luego hacer algo, cosas que con los chicos no pasa", se ha lamentado. También se ha referido al caso del equipo femenino del Terrassa con los veteranos, algo que ha calificado de "vergonzoso".