Arantxa Sánchez Vicario estalla por su retrato en 'El método Williams': "Me ponen como mala malísima"

Arantxa Sánchez Vicario, en su etapa como profesional
Arantxa Sánchez Vicario, en su etapa como profesional
Archivo
Cuando Serena Williams se enfrentó por primera vez a Arantxa Sánchez Vicario.
WARNER BROS.

Aunque la película en sí ha quedado en un segundo plano por el bofetón que le dio Will Smith a Chris Rock en la gala de los Oscar, en 'El método Williams' hay una pequeña aparición de una de las mejores deportistas españolas de todos los tiempos que ha pasado ligeramente desapercibida: Arantxa Sánchez Vicario.

La tenista catalana es rival de una jovencísima Venus Williams, como pasó realmente en 1994... pero no como lo relatan en la película. Sánchez Vicario no se ha sentido muy conforme con el retrato que hacen de ella.

"Mejor no comento sobre el papel que hacen de mí en la película... Es inexacto lo que dice. No quiero culpar a la actriz que me interpreta. Intentan que sea bastante parecida a mí. Era rubia y la tiñeron el pelo de negro para que fuese más auténtico. Se ve que es una chica mexicana (Marcela Zacarías), yo no la conozco, que juega al tenis y no puedo decir mucho más de ella. Por eso no me quería pronunciar", señaló en 'El Larguero'.

Las inexactitudes en la película son notables, según relata Sánchez Vicario. "Era el torneo de Oakland, no se jugaba al aire libre, era indoor, y se jugaba en noviembre, a final de temporada, antes de la gira del Masters femenino que se jugaba en Nueva York. Era en pista dura y súper rápida, no como parece en la película", recuerda. 

"Es imposible que me hubiera ido de la pista con 1-3 porque nunca te puedes ir en los juegos pares, si acaso me habría ido en el 2-3. Además, luego el tiempo está limitado, cuando uno va al baño está limitado. Me habrían sancionado si hubiera estado más tiempo. Lo que pasa es que eso le da la importancia a la película. No hay otra forma de que sea relevante la película. Es verdad que perdí el primer set por 2-6 pero después gané 11 juegos seguidos y eso lo dice todo. Acabé ganando el torneo en individual y dobles y era cuando estaba en el mejor momento de mi carrera. El año anterior había sido número 1. Pero la película no habría tenido tanto tirón si no lo hubieran hecho así. Es Hollywood", zanja al respecto la tenista.

En general, a la española le molesta el papel de "mala malísima" cuando va perdiendo por 2-6 y 1-3. "Es totalmente incorrecto y yo era la protagonista, por lo que lo sé. He tenido una carrera brillantísima, nadie me regaló nada para conseguir lo que conseguí y no entiendo el significado de que saquen eso", insiste, aunque al final sí recomienda que se vea el filme porque "es una película épica y habla del esfuerzo".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento