Así juega el Nápoles: ¿cuáles son las fortalezas y debilidades que esperan a los de Setién?

El entrenador del Nápoles, Gennaro Gatuso, en rueda de prensa
El entrenador del Nápoles, Gennaro Gattuso, en rueda de prensa
SSC NAPOLI

El Nápoles comenzó la temporada con un nivel impropio del fútbol que venían haciendo en los últimos años, en los que fue el encargado de disputarle la Serie A a la Juventus. La racha de malos resultados no cesaba hasta que llegó el exmilanista Gennaro Gattuso a poner orden. Con 'Rino' el Nápoles recuperó su esencia y comenzó a enlazar buenas actuaciones como la de la ida ante el FC Barcelona.

Tras el frenazo del fútbol por la pandemia, el Nápoles volvió a la actividad en una gran forma con ocho victorias en doce partidos en liga, pero más importante, arrebatándole la Coppa a la Juventus tras una frenética final. No obstante, los italianos han mostrado varios puntos débiles que el Barça puede y ha de aprovechar para estar en la fase final de la Champions en Lisboa.

Comenzando por la zona defensiva, los de Setién tendrán que penalizar la inseguridad de Ospina bajo los palos del Nápoles, así como la posibles ausencias de dos centrales de peso como lo son Manolas y Maksimovic. Por el contrario, la vuelta de Koulibaly con respecto a la ida es una gran noticia para los visitantes. Sin embargo, la de centrales que pueda tener que alinear Gatusso, con Di Lorenzo de central improvisado se antoja floja en comparación a la delantera azulgrana. 

Por su parte, los laterales son la cara y cruz de la zaga ya que su clara vocación ofensiva, pese a que les aporta muchas alternativas en ataque, les hace sufrir en las transiciones rápidas dejando descubierto al equipo.

En la medular, pese a que en el trivote con el que juega Gattuso destaca la calidad, también lo hacen sus carencias defensivas. La llegada del alemán Demme en el mercado de invierno ha provisto a los italianos de más equilibrio, pero la tripleta que forma con Fabián y Zielinski tiende a estirarse en exceso abriendo espacios que jugadores como Riqui Puig, Sergi Roberto o Arturo Vidal podrían penalizar con sus conducciones.

Sin embargo, al igual que el Nápoles sufre en las contras, también sabe hacer de ellas su virtud y prueba de ello son sus jugadores en el frente de ataque. A falta de validar el estado físico de Insigne, el italiano será el referente en ataque junto a Mertens y Callejón. Tres jugadores que se caracterizan por su electricidad a la hora de atacar y que aprovecharán cualquier compás extra que se tome la defensa culé a la hora de recular.

Otro de los bastiones ofensivos de los napolitanos pasa por su poderío aéreo, una faceta que los azulgranas tendrán que cuidar mucho. Los visitantes tienen varias opciones para las jugadas ofensivas por alto con futbolistas de la talla de Manolas (1,89), Koulibaly (1,86), Milik (1,86) y Llorente (1,95). Jugadores que además de su altura, son muy potentes por arriba y pueden cambiar el devenir del encuentro en cualquier jugada aislada.

Previa del FC Barcelona-Nápoles
Previa del FC Barcelona-Nápoles
Carlos Gámez
Mostrar comentarios

Códigos Descuento