Kike Mateu, el periodista de Valencia infectado: "El coronavirus me ha fichado"

Kike Mateu, el periodista de Valencia infectado de coronavirus.
Kike Mateu, el periodista de Valencia infectado de coronavirus.
@ElChiringuito

El viaje para cubrir el partido entre Valencia CF y Atalanta le ha costado a Kike Mateu, periodista de Las Provincias y colaborador de 'El Chiringuito', el contagio de la enfermedad del momento: el coronavirus.

Otros cuatro positivos que se han producido en Valencia se han producido por estar en contacto con Mateu, si bien no revisten gravedad de momento. Además, todo el entorno del periodista (esposa, hijo y compañeros de Gestiona Radio, como el técnico de sonido o su comentarista Rubén Darío Ciraolo) se están sometiendo a pruebas para descartar el contagio.

Mateu notó desde el principio que este catarro no era normal, y que los síntomas no eran los habituales. Al haber estado en Milán, se temió lo peor y decidió no ir a trabajar.

Mateu se dirigió inmediatamente al Hospital Clínico de Valencia, donde le hicieron pruebas que confirmaron el positivo y le pusieron en cuarentena para ser sometido a tratamiento y evitar, además, que contagie a otros. 

Aunque admite estar muy aburrido porque no puede salir de la habitación, se lo ha tomado con humor y filosofía, y sobre todo ha enviado un mensaje de tranquilidad en el vídeo que ha mandado a Jugones, presentado por Josep Pedrerol. Tanto en este vídeo como en las demás conversaciones que ha tenido con otros medios, Mateu insiste en enviar el mismo mensaje: que todos los que viajaron a Milan se realicen pruebas.

Este es el mensaje íntegro de Mateu:

"Aquí me tienes, aislado en el Hospital Clínico de Valencia después de ser el pacience cero de coronavirus en Valencia, que maldita la gracia y la suerte. Ya lo sabe todo el mundo: el coronavirus ha llegado a España a través de los aficionados del Atalante de los que hablamos mucho en los medios de comunicación, después de que regresaran de la capital lombarda con la derrota del Valencia y sobre todo con lo que había ocurrido a nivel del virus, porque explotó el jueves, cuando todos regresaban a la capital del Turia. 

Lo que nadie esperaba es que uno de los periodistas acreditados que habían viajado al partido pudiera ser uno de los afectados. Teniendo en cuenta que viajaron unos 2.300 aficionados allí, es lógico pensar que lo que me ha ocurrido a mí, le puede ocurrir a cualquiera. 

En cualquier caso, yo me encuentro bien, con lo cual, un poco de tranquilidad a todo el mundo que me ha acompañado en el viaje: mis compañeros de medios de comunicación, que me han estado arropando fantásticamente en las últimas horas para saber cómo está la persona, y a partir de ahí, empezar la recuperación. Es una especie de catarro, que no es mucho más importante, que me tiene más aburrido que otra cosa con el aislamiento lógico y obligado para no contagiar a nadie. 

En todo caso, si le puede haber pasado a Mateu, que es un ciudadano más, le puede pasar a cualquiera. Le ha ocurrido cuando iba a cubrir el partido. Las prescripciones médicas son claras: llamar al 112 y si la cosa va a peor, ir al hospital. Gracias a que yo dejé de ir a trabajar, porque no me encontraba muy bien, se dieron cuenta de que estaba infectado. 

La mejor noticia es no haber infectado a nadie más. Es la mejor noticia que podemos dar a todo el mundo y dar las gracias a todos los compañeros que me han llamado, los clubes con el Valencia el primero, que también se ha preocupado y se ha puesto a mi disposición. Este virus, como han dicho todos los médicos, no es letal; es problemático, porque es muy contagioso

Me hubiera gustado entrar en Jugones para hablar de un fichaje del Valencia, que falta le hace, pero al final me ficharon a mí. El coronavirus me ha fichado".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento