Tan cerca, tan lejos

Tan cerca, tan lejos

Sinopsis

Mélanie es una treintañera que acumula un montón de citas fallidas con ligues que conoce a través de las redes sociales. Rémy tiene su misma edad y un problema parecido, pues, deprimido, hace todo lo posible por tener una verdadera conexión con alguien. Aunque viven en el mismo distrito de París, son víctima de la soledad en la gran ciudad en una era donde las tecnologías deberían facilitar que se encontraran. Sus caminos, que siempre han seguido una ruta en paralelo, están a punto de cruzarse.

Cédric Klapisch (Nuestra vida en la Borgoña) vuelve a su ciudad predilecta, París, para hacer un retrato actual de la capital gala a través de una historia centrada en las redes sociales, la necesidad de conectar emocionalmente y los sentimientos de aislamiento y depresión que, en ocasiones, experimentan los que viven en grandes metrópolis. A partir de estos temas, Tan cerca, tan lejos propone una comedia romántica, con dosis de drama, que habla sobre la necesidad de amar y ser amado a través de los sucesos que llevan a dos almas solitarias a, finalmente, encontrarse. La incertidumbre que genera en el espectador ver cómo los protagonistas siguen caminos paralelos sin llegar a cruzarse sirve al film para transmitir esa ansiedad por conocer a alguien y sentir una conexión especial. François Civil (Clara y Claire) y Ana Girardot (El doctor de la felicidad) interpretan a estos posibles futuros enamorados en una película que también coquetea con el mundo de la psiquiatría y la investigación científica como homenaje del realizador a las profesiones de sus padres. Camille Cottin (La biblioteca de los libros rechazados), François Berléand (Mi familia del norte) y Simon Abkarian (Testigo) completan el reparto de esta sencilla, pero encantadora, feel good movie.