Un amor imposible

Un amor imposible

Sinopsis

A finales de los 50 años, Rachel, una humilde oficinista de la pequeña ciudad francesa de Châteauroux, conoce a Philippe, un parisino culto y seductor con una mejor posición social. De este romance breve y apasionado nacerá la pequeña Chantal, a la que Philippe se niega a reconocer. A partir de entonces surge un amor incondicional entre madre e hija, pero que se verá en peligro cuando años después reaparezca el padre ausente y descubra su verdadera personalidad abusiva y narcisista.

Catherine Corsini ya había tratado tangencialmente las relaciones entre una madre y su hija en su anterior película, Un amor de verano, pero es en Un amor imposiblecuando este complejo tema se convierte en central en su filmografía. La directora francesa llevaba años pensando en cómo abordar las relaciones maternofiliales en una película hasta que leyó la novela de Christine Angot y se atrevió a adaptarla a la pantalla grande. Al principio, Corsini dudó de ello ante la dificultad de condensar en apenas dos horas la vida casi entera de la madre protagonista. De hecho, en el primer momento se pensó en varios actores para interpretar a los personajes de Rachel y Philippe dependiendo de la edad que tuviesen en la ficción, pero finalmente se optó por Virginie Efira (Un hombre de altura) y Niels Schneider (Bella durmiente) para los personajes protagonistas y envejecerlos con la ayuda del maquillaje. De este modo, se ha filmado mejor el paso del tiempo en un drama contenido con vocación feminista. Un amor imposible es una película escrita por dos mujeres, producida por una mujer, basada en un libro escrito por una mujer y que cuenta la historia de dos mujeres