Sad Hill Unearthed (Desenterrando Sad Hill)

Sad Hill Unearthed (Desenterrando Sad Hill)

Sinopsis

En 1966, el Ejército español construyó a Sergio Leone el cementerio de Sad Hill, un espacio empedrado con 5.000 tumbas falsas que le sirvió al mítico director para ambientar la última e icónica escena de El bueno, el feo y el malo. El rodaje terminó, pero Sad Hill permaneció allí, siendo pasto del abandono y sepultado por la vegetación, hasta que un grupo de fans del emblemático western decidió desenterrarlo y devolverlo a la vida; una iniciativa a la que se han unido personas de toda Europa.

Dice el maestro Joe Dante en este documental que, para algunos, el arte es como una religión y que, para él, ir al cine es como ir a la iglesia. Completa este comentario Sir Christopher Frayling, biógrafo de Sergio Leone, que afirma que visitar las localizaciones de las películas favoritas se convierte en una especie de peregrinación. Esta reflexión conjunta, que comparte el director de esta cinta, Guillermo de Oliveira, es el tema principal de Sad Hill Unearthed (Desenterrando Sad Hill). Los esfuerzos de un grupo de fans de El bueno, el feo y el malo por restaurar el cementerio que fue construido en la provincia de Burgos para rodar la última escena del memorable western, y conseguir que sea declarado Bien de Interés Cultural, se convierten en el hilo conductor de un film que habla sobre hasta qué punto el séptimo arte es capaz de tocar a las personas y ser a la vez fuente y objeto de sus sueños. El documental, que también repasa el fenómeno global en el que se convirtió la Asociación Cultural Sad Hill, cuenta con comentarios de miembros destacados de aquel clásico del cine del oeste, como Ennio Morricone o Clint Eastwood, así como fans declarados como Alex de la Iglesia y James Hetfield (líder de Metallica), entre otros.